Quantcast

Pablo Iglesias aprovecha la «fragilidad» de Irene Montero para volver a ser el «macho alfa»

El ex vicepresidente del Gobierno, Pablo Iglesias, ha salido «en defensa» de Irene Montero, en un momento en el que la ministra de Igualdad parece no contar con ningún tipo de apoyo político más allá del de su propio partido. Una falta de apoyo que también se ha repetido en el bloque socialista del Gobierno, donde las constantes polémicas alrededor de la podemita parecen haber provocado cierto cansancio político.

Irene Montero se ha convertido, en las últimas semanas, en el centro de gran parte de las críticas que ha recibido el Gobierno de España. Y es que la famosa Ley del «sólo sí es sí» diseñada y promovida desde el departamento de la podemita, parece no estar teniendo el efecto deseado judicialmente, donde son los condenados por delitos de violencia de género los que realmente salen beneficiados con la normativa. Una situación que hace que muchos duden de la aprobación de la Ley Trans, también diseñada desde el equipo ministerial de Irene Montero.

Una situación en la que la ministra de Igualdad, lejos de hacer autocrítica ante sus posibles desafortunados actos, ha decidido cargar contra los partidos de la oposición al Gobierno. Especialmente, contra el Partido Popular de Galicia y Comunidad de Madrid, al que ha acusado de «promover la cultura de la violación que pone en cuestión la credibilidad de las víctimas».

Palabras de la podemita que pronto han recibido el rechazo frontal del PP, así como de otras formaciones, incluido el propio socio de Gobierno de la formación morada, el PSOE, que ha decidido desmarcarse de las palabras de Montero.

«No me han parecido las mejores palabras después de todo lo que hemos vivido en este Congreso. Y especialmente ella que ha vivido esa agresividad verbal no debería jugar con esto» ha lamentado ante los medios de comunicación Patxi López, portavoz del PSOE en el Congreso de los Diputados.

PABLO IGLESIAS, AL «RESCATE» DE IRENE MONTERO

Un gesto de López, desvinculándose del discurso victimista de Irene Montero, que ha demostrado la falta de apoyos que tiene actualmente la ministra de Igualdad. Especialmente, después de las fuertes polémicas en las que se ha visto envuelta en los últimos días, y que ha llevado a muchos a pedir la dimisión inmediata de la responsable morada.

Situación ante la que Irene Montero apenas parece contar con apoyos políticos, a excepción de los principales responsables políticos de su formación; entre ellos, Ione Belarra, que no ha dudado en posicionarse como líder del partido para defender a la ministra.

Falta de apoyos que ha llevado a Pablo Iglesias a, una vez más, abandonar su retiro político, metiéndose de lleno en la «ecuación podemita» para salir en defensa de su pareja. Eso sí, el ex vicepresidente del Gobierno se ha pronunciado a través de las redes sociales, donde no ha dudado en defender la posición de Irene Montero con respecto a las campañas del PP contra la violencia sexual

«No debería pasar pero pasa… así que no salgas a correr por la noche, no te pongas un top, no bebas, no vuelvas a casa sola que te pueden violar. No querer ver en estas campañas institucionales del PP la cultura de la violación es no tener ojos en la cara o ser muy miserable» ha criticado Iglesias a través de sus redes sociales. Un lugar donde ha demostrado de nuevo, públicamente, que sigue siendo el «macho alfa» de Podemos, a pesar de haberse retirado oficialmente de la política, y del liderazgo de su partido, hace más de un año.