Quantcast

Naturgy invertirá 528 millones de euros para construir una treintena de parques eólicos y plantas fotovoltaicas

Más potencia renovable para EspañaNaturgy está inmersa en la construcción de una treintena de parques eólicos y plantas fotovoltaicas en España, que representarán la incorporación de 683 MW de nueva potencia al parque renovable español a lo largo de los próximos meses. Estos proyectos representan una inversión de 528 millones de euros. Una decena de los cuales está previsto que entren en operación antes de final de año.

LAS INSTALACIONES

En este sentido, la compañía está construyendo actualmente 20 instalaciones y a lo largo de las próximas semanas iniciará las obras de otros 9 proyectos. Las nuevas plantas renovables de energía eólica y fotovoltaica que suman 683 MW están ubicadas principalmente en Extremadura (310,3 MW), Andalucía (150 MW) y Canarias (71,9 MW). El resto se distribuyen en Cataluña (49,4 MW), Galicia (46,2 MW), Murcia (34 MW) y Castilla-La Mancha (21,7 MW).

Esta nueva potencia de generación renovable generará cerca de 1.600 GWh/año de electricidad, el equivalente al consumo de más de 450.000 viviendas, y evitará la emisión a la atmósfera de más de un millón de toneladas de CO2.

LAS PREVISIONES

La previsión de la compañía es que antes de finalizar el año entren en operación un total de 228 MW, que corresponden a diez instalaciones: FV Tabernas I y FV Tabernas II en Andalucía; FV Canredondo en Castilla-La Mancha; FV Miraflores en Extremadura; PE Els Barrancs y PE Punta Redona, en Cataluña; PE Agüimes, PE Camino de la Madera, FV Puerto del Rosario y FV Salinetas en Canarias. Estas instalaciones se suman a otras dos, Torozos II y Espina, en Castilla y León, que ya han entrado en operación este año. 

Las nuevas plantas renovables de energía eólica y fotovoltaica están ubicadas principalmente en Extremadura, Andalucía y Canarias

Extremadura es la comunidad autónoma que concentra más nuevos proyectos renovables de Naturgy en España, con 310,3 MW. Recientemente la compañía ha puesto en servicio su primera planta fotovoltaica en la región. Se trata de Miraflores, localizada en el término municipal de Castuera, con una potencia de 22 MWp y una producción anual estimada de 47 GWh, que equivale al consumo eléctrico anual de más de 13.500 viviendas. Esta nueva infraestructura, formada por más de 41.000 módulos, permitirá desplazar el uso de otras fuentes de generación eléctrica convencional y contribuirá a reducir en torno a 30.000 toneladas de CO2 al año y 750.000 durante la vida útil del proyecto, estimada en 25 años, adicionalmente a otras emisiones contaminantes.

Acaba de poner en servicio su primera planta fotovoltaica en Extremadura: Miraflores

La multinacional energética también ha iniciado la construcción de la planta fotovoltaica Las Jaras, ubicada entre los términos de La Albuera y Badajoz. La instalación tiene una potencia de 50 MW y producirá aproximadamente 122,9 GWh/año de energía, lo que equivale al consumo eléctrico anual de más de 35.200 viviendas. Además, esta infraestructura permitirá desplazar el uso de otras fuentes de generación eléctrica convencional y contribuirá a reducir en cerca de 78.300 las toneladas de CO2 al año, adicionalmente a otras emisiones contaminantes.

MÁS PROYECTOS

Con 150 MW, Andalucía es la segunda comunidad autónoma, tras Extremadura, que concentra más nuevos proyectos renovables de Naturgy en España, dos de ellos serán FV Tabernas y FV Tabernas II.

Mientras, Canarias ocupa el tercer lugar con 71,9 MW, con dos parques eólicos (PE Agüimes y PE Camino de la Madera) y dos plantas fotovoltaicas (FV Puerto del Rosario y FV Salinetas).

La previsión de la compañía es que antes de finalizar el año entren en operación un total de 228 MW

Concretamente, Camino de la Madera es una instalación compuesta por cuatro aerogeneradores que tendrá una potencia total de 9,2 MW de potencia y que supondrá una inversión de más de 10,5 millones de euros. Se prevé produzca 27,5 GWh de energía al año, lo que equivale al consumo eléctrico anual de 7.800 viviendas. Esta nueva infraestructura permitirá desplazar el uso de otras fuentes de generación eléctrica convencional y contribuirá a reducir las emisiones anuales de CO2 en más de 13.700 toneladas, adicionalmente a otras emisiones contaminantes.

Este parque eólico fue incluido en la segunda convocatoria de ayudas a la inversión en instalaciones de tecnología eólica situadas en Canarias cofinanciadas con fondos FEDER, bajo el lema ‘Una manera de hacer Europa’, y gestionadas por el IDAE.

NATURGY HA PUESTO EN MARCHA DOS PARQUES EÓLICOS EN CASTILLA Y LEÓN, LA ESPINA Y TOROZOS II

Asimismo, en 2022, Naturgy ha puesto en marcha dos parques eólicos en Castilla y León, La Espina y Torozos II. Esta última instalación es la segunda que la multinacional energética tiene en Castromonte (Valladolid). Con una potencia instalada de 35,20 MW, el proyecto ha supuesto una inversión de más de 39 millones de euros.

La infraestructura está compuesta por 16 aerogeneradores y se prevé que la producción anual de energía ronde los 101,5 GWh al año, equivalente al consumo eléctrico anual de más de 29.100 viviendas, casi la mitad de las que hay en provincias como Ávila, Palencia o Segovia.

REDUCCIÓN DE EMISIONES

La puesta en marcha del parque eólico Torozos II permite desplazar el uso de otras fuentes de generación eléctrica convencional, contribuyendo a reducir al año en más de 64.600 las toneladas de emisiones contaminantes y de efecto invernadero, o lo que es lo mismo, cerca de un millón de toneladas en toda su vida útil.

En Galicia, por su parte, la compañía prevé iniciar, antes de final de año, la construcción de un nuevo parque en la provincia de Lugo, con una potencia instalada de 46,2 MW.

Mientras, la Comunidad Autónoma de Murcia acogerá una nueva planta de energía fotovoltaica con capacidad para producir 34 MW, que se ubicará en la localidad de Jumilla.

Finalmente, otra de las plantas que comenzará a operar está en Castilla-La Mancha, se trata concretamente de la fotovoltaica Canredondo. Esta instalación cuenta con 41.006 módulos y una potencia de 21,98 MWp. Producirá alrededor de 47 GWh al año, equivalentes al consumo eléctrico anual de más de 13.400 viviendas, superior al consumo de los habitantes de Azuqueca de Henares, la segunda localidad con más población de la provincia.

Esta infraestructura permitirá desplazar el uso de otras fuentes de generación eléctrica convencional, contribuyendo a reducir en torno a 30.000 toneladas de CO2 al año (un total de 750.000 toneladas durante toda su vida útil), adicionalmente a otras emisiones contaminantes, lo que equivale también a retirar 12.400 vehículos de la circulación durante un año.

COMPROMISO CON LA TRANSICIÓN ENERGÉTICA Y LA DESCARBONIZACIÓN

Naturgy trabaja para impulsar su papel en la transición energética y en la descarbonización, con el ambicioso objetivo de alcanzar la neutralidad de emisiones en 2050 y una potencia instalada de fuentes renovables cercana al 60%.

La compañía prosigue su estrategia de desarrollo de una cartera renovable disponiendo en la actualidad de más de 5,3 GW de potencia instalada en operación.

La multinacional energética tiene previsto invertir 14.000 millones de euros durante la vigencia de su hoja de ruta a 2025

La multinacional energética tiene previsto invertir 14.000 millones de euros durante la vigencia de su hoja de ruta a 2025, de los que aproximadamente dos tercios se dedicarán al impulso de la generación renovable, para pasar a los más de 14 GW previstos para estar operativos a finales de 2025.

Estas inversiones confirman el giro estratégico de Naturgy hacia un mix energético más sostenible y su compromiso con la transición energética. Todo ello, sin abandonar los objetivos fundamentales de creación de valor y crecimiento para cada uno de los negocios, así como los objetivos en materia de ESG.

En el ámbito ambiental, la compañía prosiguió con su política de incrementar la producción libre de emisiones en un 9,3% durante 2021. Asimismo, redujo de forma significativa las emisiones de Gases de Efecto Invernadero (GEI), un 12,9% menos que en 2020, como consecuencia de la nueva capacidad renovable instalada y el cierre de las plantas de generación con carbón.