Quantcast

Conseguir dos vestidos de novia para el día de la boda

La marca Silvia Fernández cuenta con tiendas propias y espacios en superficies multimarca de gran prestigio en las principales ciudades del país. Es un atelier en España especializado en la elaboración de vestidos de novia, madrinas e invitadas.

Uno de sus distintivos de esta compañía es la innovación, ya que todas sus colecciones presentan diseños de vanguardia. En sus estilos de firma, combinan materiales y cortes simétricos para conseguir lograr propuestas originales y exclusivas. Una de esas ideas propias son los modelos de 2 vestidos en 1.

La posibilidad de tener 2 diseños el día de la boda

Silvia Fernández decidió emprender con su marca homónima después de acumular 20 años de experiencia en el mundo de la moda. Junto a las más prestigiosas casas de diseño, aprendió que los vestidos de novia son mucho más que el atuendo de la boda. Esta prenda es el centro de todas las miradas, es la protagonista junto con la propia contrayente.

Por eso, está cargado de un simbolismo especial que requiere un cuidado extremo a la hora de elegir el modelo. Este no solo debe ser impactante, sobrio y elegante, sino que también debe ser práctico. Uno de los ejemplos que más representan a los atributos en esta diseñadora son los reconocidos diseños 2 en 1.

Se trata de una idea que ha sido un sello de la marca y que ahora ha afianzado en su nueva colección Brava, que presenta para el 2023. Son diseños convertibles que con la separación de algunos de sus componentes se pueden convertir en una pieza nueva. Estas prendas son ideales para llevarlas durante todos los eventos de la celebración.

Algunos de los modelos convertibles de la Colección Brava

La colección conocida como Brava de Silvia Fernández es la propuesta que la diseñadora ha ideado para el próximo 2023. 

Brava presenta tejidos crepe, rasos, organza, organzas pintadas, georgettes, bordados. Además, no puede dejar de lado su seña de identidad: los botones joya. Asimismo, cuenta con sobreprendas y piezas que se pueden mezclar para conseguir el conjunto que mejor se adapta a las necesidades de cada clienta. Esta propuesta permite que cada novia pueda personalizar todos los vestidos para conseguir su pieza ideal.

Una vez más, Silvia Fernández promueve la costura tradicional y la confección a medida con su sello ‘made in Spain’, pues todas sus creaciones se llevan a cabo en su atelier en Ponferrada. Con Brava, la diseñadora ha querido aportar “aire fresco” y espera poder inspirar a muchas novias.