Quantcast

Crema antiarrugas F-Mask Antiwrinkle, estimula la producción de colágeno y ácido hialurónico, de Finaderm

Un cuidado completo de la piel a lo largo de la vida es, según especialistas dermatológicos, la mejor forma de prevenir la aparición de arrugas y manchas. Es por eso que utilizar una crema hidratante o una crema antiarrugas no depende de la edad, ya que los signos de envejecimiento aparecen en la piel según distintos factores.

Basándose en la genética, el funcionamiento de cada organismo y los años, la piel comienza a perder colágeno y se regenera con más lentitud. Por eso, se recomienda la aplicación de productos cosméticos regeneradores, como los de Finaderm.

¿Por qué utilizar productos antiage?

Se estima que, a partir de los 25 años, la piel comienza a perder el colágeno en un 1 % por año. Esta proteína es la responsable de proporcionar sostén y elasticidad a la dermis, con lo cual, el paso del tiempo y el consecuente envejecimiento se vuelven inevitables en caso de no aplicar productos que favorezcan la regeneración y revitalización de la piel.

Para hacer frente a este proceso natural, la F-Mask Antiwrinkle de Finaderm estimula la producción de colágeno y ácido hialurónico. Con una fórmula compuesta por activos marinos y péptidos, la mascarilla facial está creada para reducir visiblemente los signos del envejecimiento.

La reactivación de la producción de colágeno y de ácido hialurónico natural de la dermis aminora la presencia de arrugas, mientras que la vitamina F y el aceite de lavanda marina regeneran y nutren la piel. La F-Mask Antiwrinkle también contiene extractos de centella asiática, manzanilla y arándano, que actúan en la dermis como reparadores, descongestionantes y sedantes.

El secreto de la gran efectividad de la F-Mask Antiwrinkle

Esta mascarilla facial de Finaderm está testada dermatológicamente, para garantizar eficacia en el resultado final. Contiene un 99 % de ingredientes de origen natural, entre los que destacan los activos marinos, los aminoácidos, péptidos y proteínas.

Los vegetales marinos que contiene la mascarilla funcionan como estimulantes, para fomentar la producción de ácido hialurónico, además de aportar hidratación, suavidad, protección y relajación. Por su parte, los aminoácidos, péptidos y proteínas llevan a cabo la activación de procesos metabólicos para restaurar la estructura natural de la piel, nutrir tejidos y favorecer la producción de colágeno. Estos activos no solo retrasan la aparición de las líneas de expresión, sino que también forman y reparan células de la epidermis.

La fórmula de Finaderm apunta a promover una belleza natural a partir de la utilización de ingredientes naturales del mediterráneo. La compañía cosmética recomienda aplicar la mascarilla una vez por semana y dejar actuar durante 10 o 15 minutos para obtener resultados efectivos.