Quantcast

Ortega Cano hace piña con Gloria Camila tras la huida de Ana María Aldón a Cádiz

Las especulaciones se han convertido en realidad. Ana María Aldón ha querido poner tierra de por medio para reflexionar sobre la situación de su matrimonio con José Ortega Cano. Las disputas entre su mujer y su hija hicieron que explotara públicamente dejando desolada a la gaditana.

La diseñadora ha tocado fondo. Las declaraciones del torero pidiéndoles públicamente a ella y a Gloria Camila que le dejen tranquilo y no hablen más de él en televisión han calado hondo en la andaluza que, completamente hundida y tras sufrir un ataque de ansiedad, ponía rumbo a su Cádiz natal este miércoles acompañada de su hijo, poniendo tierra de por medio con el torero en el momento más crítico de su relación.

Según fuentes cercanas a la colaboradora, Ana María no sabe qué hacer para que su marido le dé su sitio, se siente completamente sola en una casa en la que asegura que manda menos que la mujer de servicio – según ella misma le habría comentado a Carmen Borrego – y, además, ha aceptado que no está bien psicológicamente y está buscando ayuda profesional.

Un escenario complicado en el que muchos predicen que más pronto que tarde anunciará su separación matrimonial de Ortega Cano que, ajeno a la repentina marcha de casa de su mujer, continúa con su día a día arropado por Gloria Camila, tan unida como siempre a su padre a pesar de su llamada pública de atención.

Sin embargo, ni el torero ni su hija se pronuncian sobre la ‘espantá’ de Ana María ni sobre la grave crisis de la pareja, a la que Ortega Cano hace oídos sordos, completamente indiferente a los rumores que apuntan a que la ruptura sería inminente tras la marcha de su mujer a Cádiz.