Quantcast

La nueva línea de salsas asiáticas de IBSA, ¿cómo beneficia a los consumidores?

Los nuevos conceptos gastronómicos que se imponen en cocinas de diferentes tipos o regiones, invitan a reconocer sabores de otras culturas, buscando introducirlos poco a poco en los platos locales. Los gustos y tendencias de los comensales se inclinan cada día más por la combinación de nuevos ingredientes, apostando, claramente, a una fusión de gastronomías que amplifique su experiencia con la comida.

Por este motivo, la compañía especializada en la preparación de conservas vegetales IBSA, ha desarrollado una nueva línea de salsas inspirada en sabores asiáticos y dirigida a un tipo de consumidor más internacional, pero que no olvida la sazón de los alimentos preparados en casa.

Salsas de procedencia asiática elaboradas en España

Esta línea cuenta con varias salsas que le otorgan un toque de oriente a las comidas. Entre ellas, destacan la salsa teriyaki, la salsa agridulce, la salsa yakisoba, la salsa sweet chili y la salsa de ostras. Todas ellas, completamente listas para aderezar cualquier preparación sin importar su grado de complejidad o estilo.

Cada una de las salsas que forman parte de esta nueva línea de productos tiene un origen chino, tailandés, cantonés o japonés y han sido elaboradas con el objetivo de convertirse en un nuevo aliado en la cocina de sus usuarios.

Su envase de vidrio 100% reciclable permite identificar los atributos del producto en todo momento, facilitando su uso en cualquier preparación y potenciando el sabor de los alimentos durante la comida o la cena.

Productos totalmente naturales

Esta línea de productos complementa el amplio catálogo que IBSA le ofrece a sus clientes para perfeccionar sus cocinas. Desde hace más de 40 años, esta compañía ha apostado por la preparación de productos en conserva con altos estándares de calidad, utilizando como elementos principales, vegetales que provienen directamente de los campos españoles. IBSA selecciona todos sus ingredientes con agricultores tradicionales, con lo cual apoyan la industria local, al mismo tiempo que ofrece a su cliente final un producto fresco y duradero.

Su amplia trayectoria y espíritu de adaptación, le han permitido a esta compañía explorar con éxito otros mercados como la hostelería y la restauración, ofreciendo productos de conserva al por mayor que garantizan excelentes resultados en las cocinas de bares, restaurantes, hoteles u hostales. En la familia IBSA, todos sus empleados trabajan para mantenerse fieles a su pasión por llevar el campo a la mesa, a través de algunos de los mejores productos naturales que se ofrecen en el mercado.