Quantcast

De qué están hechos los billetes y otras curiosidades del dinero que no sabes

Desde hace mucho tiempo, las personas se han regido por la transacción comerciales y valiéndose de muchos elementos. Entre ellos el dinero, pero también se han usado otras un poco más peculiares, como jabón, granos de cacao, elefantes, pieles de animales, garras de aves, plumas, tabaco, etc. Veamos ¿de qué están hechos los billetes y otras curiosidades del dinero que no sabes?

Luego de que las personas hicieran transacciones con todo tipo de elementos, en el siglo VIII los chinos inventan el papel moneda, este fue uno de los más grandes hitos en el desarrollo de la humanidad.

El dinero es el elemento que mueve el mundo, y aunque lo uses a diario seguramente hay muchas cosas de él que no sabes y que cuando las leas te sorprenderán.

15 curiosidades que no sabías del dinero

Aunque vivas diariamente realizando transacciones con el papel moneda o dinero como le conocemos comúnmente, hay muchas cosas acerca de este que seguro no conocías.

Algunas tan insólitas como peculiares que, seguramente luego de leerlas quedaras boquiabierto.

¿Sabía usted, por ejemplo que hay más dinero de Monopolio que real?

Esta y muchas otras curiosidades se las presentaremos acá. Dele un vistazo a este top de las 15 curiosidades que usted no conocía acerca del dinero.

El dinero no está hecho de papel

Así como lo lees, aunque muchos tienen esta creencia, realmente el dinero que conocemos y manipulamos a diario no está hecho de papel, los billetes están hechos de 75% de algodón y 25% de lino. Este dato lo dio a conocer la Oficina de Grabado e Impresión de los Estados Unidos.

El dinero contiene signos de adicción

Aproximadamente, el 90% de los billetes que podemos ver en circulación a diario en todo el mundo podrían contener algún rastro de cocaína.

Los monos capuchinos manejan el concepto del dinero

Así como lo lees, algunos investigadores de Yale, se enfocaron en comprobar si lo que decía el padre de la economía clásica Adam Smith estaba en lo cierto al asegurar que, los animales eran incapaces de realizar intercambios de forma justa y deliberada.

Pues, resulta que luego de varios meses de estudios, se pudo observar que los monos comprendieron el intercambio, y sabían hacerlo pues, cambiaban monedas por cosas valiosas, y de hecho aprendieron a gestionar su dinero.

El dinero no puede ser “photoshopeado”

El programa Adobe Photoshop, tiene a su disposición un sistema que reconoce y detecta las imágenes del dinero, esto le impide a quienes deseen trabajar sobre ellas que hagan lo propio. De hecho, no es posible siquiera abrirlas, todo esto con la única intención de evitar falsificaciones.

El dinero es más virtual que real

Aunque todos realizamos de forma diaria transacciones comerciales con papel moneda o billetes, lo cierto es que, sólo el 8% del dinero que se conoce en todo el mundo existe en forma física, el resto es dinero virtual.

El famoso billete de un trillón de dólares

Hace algunos años, Zimbabwe realizó la impresión de billetes de un trillón de dólares, estos eran equivalentes a tan sólo 5 dólares americanos.

La figura monetaria más representada

La reconocida y famosa Reina Isabel II es la persona que más apareció en las monedas de todo el mundo. Se sabe que su famosa cara apareció en las monedas de al menos 30 países.

El dinero puede ser contaminante

Aunque no lo sepa, y le cueste creerlo, el dinero es bastante sucio, de hecho el virus de la gripe, por poner un ejemplo, puede vivir mucho más tiempo (dos semanas) en los billetes. ¿En cuántas ocasiones pasan los billetes de una mano a otra en 14 días?

El dinero salado

En la antigua Roma, los romanos en algunas ocasiones utilizaban la sal como moneda, y se cree que de ahí proviene la palabra que todos conocemos como “salario”.

Hay mucho más dinero de monopolio

Hace poco se conoció que la firma de juegos “Parker Brothers” ha impreso mucho más billetes para su famoso juego de mesa Monopoly que todos los dólares verdaderos que han sido fabricados por la Reserva Federal de los Estados Unidos.

La fabricación de la moneda de un centavo es más costosa que su valor

Aunque parezca insólito, las monedas de 1 y 2 céntimos que por lo general vemos rondando nuestras carteras son las costosas de realizar. Algunos informes aseguran que el simple hecho de fabricar una moneda de un céntimo cuesta aproximadamente unos 1.6 céntimos. Siendo así que sea más costosa que su valor mientras que, la fabricación de una moneda de 2 céntimos equivale a un gasto de aproximadamente 1,9 euros. La fabricación de un euro podría costar 4,5 céntimos.

Esto también ocurre en los Estados Unidos con los centavos de dólar, su fabricación cuesta al Estado unos 1,7 centavos.

Falsificar dinero no es una práctica para nada reciente

Algunos historiadores han asegurado que, la primera falsificación de dinero que tuvo registro fue en el año 540 A.C y la realizó Policrates de Samos, este acuñó monedas de oro falso para cancelar una deuda que tenía con Esparta. Luego de que la falsificación se convirtiera en una práctica más habitual en la Antigua China se impuso la ley. “Quien se atreviese a falsificar moneda del emperador sería descorazonado”.

La moneda con más valor en todo el mundo

La moneda más valiosa del mundo se acuñó en Australia. Esta era una moneda hecha de una tonelada de oro sólido y su valor era de 1 millón de dólares.

El primer rostro que se estampó en una moneda

Esto ocurrió en la Antigua Roma, esta fue la primera civilización es realizar la estampa de un rostro de una persona viva en las monedas de circulación en su Ciudad.

El dinero y su relación la potencia masculina

Hemos dejado esta curiosidad para el final, pero no por esto deja de ser bastante importante. Resulta que, un estudio realizado por varios médicos logro demostrar que si en una pareja o familia constituida la mujer percibe más ingresos económicos que el hombre, este se ve afectado a nivel sexual y es mucho más propenso a sufrir disfunción eréctil.

Los expertos señalan que, esto podría deberse a que siempre se ha visto al hombre como el proveedor de la familia, y si este “equilibrio” se ve afectado por el hecho de que el salario de la mujer sea más elevado el hombre se podría sentir en cierta forma inferior.

¿Curioso no le parece?