Quantcast

Hoy, 10 de junio, es el día en que recordamos a San Asterio de Petra

Se trata de un nombre muy curioso, pero por la costumbre que tenemos de bautizar a los hijos con el nombre del santo correspondiente al día de su nacimiento, tenemos que, según el Instituto Nacional de Estadística, en España son alrededor de quinientos hombres los que celebran su santo este día.

San Asterio de Petra

San Asterio de Petra

Recordemos que el santoral católico recoge aproximadamente a 10.000 santos y beatos, de modo que cada día el año se recuerdan a varios hombres y mujeres cuya vida y obras contribuyeron a que el cristianismo se esparciera como una de las principales religiones monoteístas en el mundo, y hoy hemos escogido a San Asterio de Petra, y no es el único con ese nombre, porque también tenemos a San Asterio senador y mártir, cuyo santo se celebra el 03 de marzo, pero el 10 de junio recordamos a San Asterio de Petra, quien en vida fue un cristiano converso de la corriente arrianista que llegó a ser Obispo de la ciudad que fue el antiguo reino nabateo.

San Asterio de Petra, quien en un primer momento fue un arrianista convencido, tiempo después tuvo algunas revelaciones que lo llevaron a desviarse de dicha corriente religiosa y a convertirse en un recio detractor de la misma y tuvo que intervenir en los conflictos religiosos que ocurrieron en su época, a raíz de los cuales abandonó la corriente arrianista que era contraria a la existencia de la Santísima Trinidad, concretamente cuando se celebró el Concilio de Sárdica, que tuvo lugar en el año 343, cuando San Asterio de Petra tomó partido en contra de esa corriente de pensamiento herética según la Iglesia Católica, y esa fue la causa de que fuera exiliado a Libia. Pasados algunos años, San Asterio de Petra fue restaurado en su cargo como Obispo de Petra por el emperador Juliano.

En el año 362 San Asterio de Petra asiste al Concilio de Alejandría, al lado de San Atanasio, quien era el Obispo de Alejandría, quien igualmente había sido condenado al destierro en varias oportunidades y los arrisnistas lo habían obligado a abdicar. San Anastasio dejó algunos escritos en los que hace elogios a San Asterio de Petra, por su valentía y por la forma en que defendió la existencia de la Santísima Trinidad como base de la doctrina cristiana.

Luego de ser reinstalado en su posición como Obispo de Petra, continuó con su labor en pro de uno de los dogmas que es base de las creencias cristianas. No se tienen registros de su fallecimiento, pero se piensa que ocurrió alrededor del año 365, pero sin duda tuvo un papel importante en la batalla por vender a la corriente arrianista.

Como dijimos antes, el 10 de junio recordamos a varios santos y beatos, cuyas contribuciones fueron muy importantes para la difusión de la fe, entre los que se encuentran San Amancio, San Arecio, San Bogumilo de Gniezno, San Censurio de Auxerre, San Itamar de Rochester, San Landerico de París, San Maurino, San Trípodes, Beata Diana de Andaló, Beato Eduardo Poppe, Beato Enrique de Bolzano, Beato Juan Dominici y Beato Tomás Green.