Quantcast

Hoy, cielos despejados y pocas nubes. El tiempo del 25 de mayo

Cinco provincia estarán este miércoles en riesgo (amarillo) por fenómenos costeros o tormentas, según ha informado la Agencia Estatal de Meteorología (Aemet).

En concreto, las provincias de Almería, Granada, Girona y Alicante estarán en riesgo por fenómenos costeros, al igual que Baleares, que también presenta riesgo por tormentas en Mallorca y Menorca y por viento en Ibiza y Formentera.

Además, la Península tendrá cielos despejados o poco nubosos, aunque habrá algunos intervalos de nubes bajas en el entorno del sistema Ibérico y también nubosidad de evolución en la mitad oriental.

También, se esperan intervalos nubosos y hay probabilidad de alguna precipitación débil en el litoral mediterráneo andaluz, mientras en el área cantábrica y Pirineos se prevén cielos nubosos y precipitaciones en general débiles que tenderán a ir cesando por el oeste.

Asimismo, en Baleares y el noreste de Cataluña se esperan cielos nubosos o cubierto con chubascos, tendiendo a intervalos nubosos. Además, de madrugada, los chubascos irán acompañados de tormenta y podrán ser localmente fuertes en Baleares.

Igualmente, en Canarias predominarán las nubes bajas en el norte de las islas, sin descartar alguna lluvia débil y local en las de mayor relieve, y sólo algunas nubes altas en el sur.

Respecto a las temperaturas, según la Aemet, las máximas subirán en el tercio occidental peninsular, pero bajarán en Pirineos, Baleares y el sureste. No se descarta que superen los 30 grados en el valle del Guadalquivir y el interior de Huelva, mientras las mínimas bajarán en Baleares y el cuadrante sureste peninsular.

Además, se esperan algunas heladas débiles en Pirineos, donde la cota de nieve será de 1.600/1.700 metros, subiendo a 1.800/2.000 metros.

Por otro lado, en el Ampurdán, este de Baleares y litoral sur de la Comunidad Valenciana habrá viento del norte fuerte o con intervalos de fuerte. Asimismo, se esperan intervalos de poniente fuerte en el Estrecho y Alborán, tendiendo a girar a levante, y predominará el viento de componente norte en el resto de la Península, siendo algo más intenso en el litoral oeste de Galicia y el Cantábrico oriental, y con cierzo en el Ebro.