Quantcast

Build Lovers propone la construcción de casas Passivhaus, más eficientes y sostenibles

Hoy en día, la oferta inmobiliaria ofrece un amplio panorama de viviendas. Sin embargo, a veces no es posible encontrar, entre los bienes disponibles, uno que cumpla con las expectativas. Debido a esto, la autopromoción inmobiliaria se ha convertido en una alternativa atractiva para quienes desean administrar su propia casa.

La start-up española Build Lovers apuesta por un método único que une promoción inmobiliaria, hipoteca y construcción industrializada.

Con este sistema novedoso, el “método Build Lovers” busca aprovechar los avances de la tecnología para ayudar a sus usuarios en la planificación financiera (hipoteca y autopromoción), en la búsqueda y compraventa de la parcela y en la construcción de una casa industrializada adaptada a sus necesidades. También propone la construcción de casas Passivhaus, basadas en los valores de sostenibilidad y eficiencia energética.

El objetivo de este tipo de construcciones es lograr la menor demanda energética posible, a la vez que asegurar una alta calidad de ambiente interior. Gracias a estrategias de diseño global, las casas con estándar Passivhaus consiguen reducir el consumo energético hasta en un 90 % respecto a una casa normal y así adaptar la vivienda para evitar los costes energéticos en alza continua.

La construcción industrializada se impone en España por las ventajas que proporciona

La construcción industrializada, aunque aún en desarrollo en España, va ganando terreno por las grandes ventajas que aporta. Actualmente, este tipo de edificación supone un 2 % del total de la construcción y las previsiones apuntan a que en 2030 representará el 40 %. Los beneficios son muy competitivos frente a los métodos de construcción tradicionales, al optimizar procesos y tiempos y lograr un menor impacto.

Con este sistema de edificación, los trabajos se realizan de manera simultánea. Así, es posible levantar más viviendas que con los métodos tradicionales, en un periodo similar. Otra ventaja que ofrece este método es un mayor control de ejecución y calidad del producto. Gracias a la digitalización y automatización de procesos, es posible reducir el margen de error. De este modo, se garantiza un producto final de gran calidad y una amplia libertad de diseño.

La construcción industrializada también permite disminuir los costes de edificación. Esto, sumado a la reducción de plazos y a la generación de menos desperdicios por los procesos controlados en fábrica, se traduce en una mayor rentabilidad. Además, debido a esta reducción de desechos y la utilización de recursos materiales sostenibles, representa una solución con menor impacto ambiental que los procesos tradicionales.

Build Lovers propone la construcción de casas respetuosas con el medio ambiente

La propuesta de Build Lovers de construir casas con estándar Passivhaus se corresponde con la filosofía de cuidado ambiental, sostenibilidad y reducción de emisiones de CO₂ impulsada por su CEO, Marce Aragonés, que espera cerrar el año con 40 proyectos en gestión. La construcción de este tipo de viviendas adquiere cada vez más importancia por su alta eficiencia energética.

Sin embargo, para que una vivienda tenga el sello Passivhaus, no solo debe ser respetuosa con el medio ambiente. También se han de seguir ciertas normas y métodos y usar materiales idóneos durante todo el proceso de planificación, diseño y construcción. Y esto es precisamente lo que busca Build Lovers, construir una casa de manera saludable, ecológica e inteligente.

Con la iniciativa de edificar casas Passivhaus, mediante construcción industrializada, Build Lovers se suma a la lucha contra el cambio climático.