Quantcast

Bigote Arrocet afirma seguir queriendo a María Teresa Campos

Alejado del foco mediático desde que rompió su fugaz affaire con Bárbara Rey – la vedette ha confesado que el humorista desapareció y dejó de contestar a sus mensajes de la noche a la mañana tras recibir el año juntos en Málaga – Edmundo Arrocet ha reaparecido en Madrid y ha hablado alto y claro tanto de su relación con la madre de Sofía Cristo como sobre sus sentimientos por María Teresa Campos.

¿El motivo? La presentación del libro ‘Hasta luego Lucas’, escrito por 28 amigos de Chiquito de la Calzada y en el que el chileno refleja alguna que otra anécdota vivida con el inolvidable humorista. Una cita muy especial la que Bigote, más sincero que nunca, nos ha contado cómo se encuentra tras las últimas polémicas en las que se ha visto inmerso: «Desde que no pagaba el apartamento, que a Teresa la dejé con WhatsApp… de todo lo que se han inventado no han apuntado a ninguna». «El día que digan una verdad me van a alegrar la vida, todo lo que dicen duele porque con tal de armar follón, mira«, reconoce.

Insistiendo en que nunca rompió con María Teresa Campos a través de un mensaje, Edmundo confiesa que la ha querido «mucho» y «todavía la quiero«. «No como antes«, aclara, señalando que lo único que le dolió tras el final de su relación fue «esa mentira infame del WhatsApp que no soltaron nunca más. Me duele tener que recordarlo«. «Todas las cosas con el tiempo se aclaran y eso es lo importante» añade, dejando claro que «nunca ha dicho nada ni lo dirá» de la veterana presentadora porque «cuando uno está con alguien no es para andar diciendo cosas íntimas a los cuatro vientos«.

Sin malas palabras para María Teresa, el chileno nos cuenta que sus hijos continúan teniendo muy buena relación con ella «porque no tiene nada que ver lo mío con mis hijos. Se escriben siempre«. «La quieren porque ella es de querer«, reconoce.

Además, demostrando lo especial que la malagueña continúa siendo para él, Bigote pide públicamente su regreso a televisión: «Le deberían dar un programa con todo lo que ella es, con todos los libros que ha escrito, que ha entrevistado; basta que haga un programa de extractos de todas las cosas que hay, les saldría muy barato, lo que tendría que hacer es recordar lo mucho que ella ha hecho. Yo digo por qué ella siendo como es, con lo querida que es, en Argentina hay colegas que tienen 90 años y están trabajando en televisión. Se lo merece, pero además yo te digo que con todas las recopilaciones de cosas que se hacen de Teresita sería un pelotazo«.

Sobre Terelu y Carmen Borrego, Edmundo no cierra la puerta a un acercamiento con ellas porque, asegura, «no tengo nada en contra de ellas y nunca he hablado ni he dicho nada. Yo estoy dispuesto a cualquier cosa mientras se diga la verdad. Con una mentira no es bueno, además no hace bien al alma«. «Estar siempre en lo malo, en lo malo y con todo lo que hay por ahí, hay muchos jueces y están ahí, dicen y hablan como si fueran omniscientes y omnipresentes, tú los escuchas hablar y parece que están a tu lado«, añade, en clara referencia a ciertos colaboradores de televisión.

Cambiando de tema, el chileno tampoco ha tenido problema en pronunciarse sobre Bárbara Rey, de quien mantiene que es solo «amigo» y que «no ha peleado con ella». «Me dan risa todas las cosas que salen«, añade, asegurando que se sigue llevando bien con la vedette pese a todo lo que se ha dicho.

Sin descartar una posible nueva oportunidad en su affaire – «Si yo no sigo con ella, eso no quiere decir que no sea algún día«, explica – Bigote confiesa que con Bárbara no le pasó «nada»: «Yo no he finalizado ninguna cuestión con nadie, yo me tuve que ir y cuando uno se va, uno se va. Estuve en Ibiza, luego en Atenas, luego en Londres y luego aquí. Cuando uno viaja mucho, poco se junta«.