Quantcast

Un experto de la UN advierte de «una crisis en la salud relacionada con el deterioro de los ecosistemas»

El director del Instituto de Biodiversidad y Medioambiente de la Universidad de Navarra, Jesús Miguel Santamaría, ha afirmado que «se está produciendo una crisis en la salud que tiene que ver con el deterioro de los ecosistemas y requiere de una visión holística para abordarla».

El experto ha impartido este jueves la sesión ‘Medioambiente saludable’, en el marco del XII congreso de la Sociedad Española de Medicina Tropical y Salud Internacional (SEMTSI) y el Instituto de Salud Tropical Universidad de Navarra (ISTUN). En este sentido, ha apuntado que «cada año mueren en el mundo 12,6 millones de personas (1,4 millones en Europa, 790.000 en la Unión Europea) debido a causas relacionadas con el medioambiente».

«La salud humana, animal y medioambiental están intrínsecamente concatenadas y son interdependientes», ha destacado el catedrático, quien ha repasado los temas medioambientales que «causan una mayor afección a la salud humana -también a la economía-«.

Entre ellos, el experto se ha referido a «la calidad del aire (debido principalmente a la exposición al ozono troposférico, dióxido de nitrógeno y material particulado), la contaminación en interiores (debido tanto al diseño de los nuevos edificios inteligentes como a algunos materiales utilizados en la vida cotidiana que liberan compuestos tóxicos como los productos de limpieza o pinturas), la calidad del agua (presencia de mercurio, microplásticos y eutrofización por exceso de nutrientes) y los efectos que produce el cambio climático (olas de calor, empeoramiento de la calidad del aire o aumento de enfermedades transmitidas por el agua, los alimentos y distintos vectores)», ha explicado en una nota la Universidad de Navarra.

Santamaría ha destacado la importancia de «no rebasar los límites planetarios establecidos por la comunidad científica para el buen funcionamiento y la resiliencia de la Tierra -se trata de asuntos como la pérdida de la biodiversidad, el cambio climático, el uso del agua o del suelo, contaminantes emergentes, entre otros-«. «Si no respetamos esos límites se producirán cambios abruptos que serán irreversibles», ha advertido.

«TAN EFICAZ ES UN PASEO POR EL BOSQUE COMO UNA PASTILLA DE PROZAC»

En el Congreso también ha intervenido Arturo Ariño, investigador del Instituto de Biodiversidad y Medioambiente y director científico del Museo de Ciencias Universidad de Navarra, quien ha insistido en la importancia de «salvaguardar la biodiversidad», «una de las mayores fuentes de salud que tenemos».

«Tan eficaz es un buen paseo por el bosque como una pastilla de Prozac», ha afirmado Arturo Ariño, quien ha hecho hincapié en la importancia que tiene «gestionar ecosistemas naturales, agrícolas y urbanos para promover la salud de las personas».

Además, ha hecho un recorrido por algunas de las principales causas de la pérdida de la biodiversidad -la sobreexplotación de los recursos, las especies invasoras, cambio de hábitat, la contaminación y el cambio climático- así como las consecuencias que esto conlleva para el ser humano. «Es indispensable parar la pérdida de la biodiversidad y los cambios en los hábitats que lleven a extinciones y pérdida de la riqueza genética», ha manifestado.

Ariño ha señalado «la dependencia que tiene la salud humana de la biodiversidad» y ha destacado cinco factores que tienen «una conexión inmediata: salud, recursos, terapias, servicios ecosistémicos y paisajes».

El Congreso SEMTSI ha reunido en el Museo Universidad de Navarra a expertos de todo el mundo para reflexionar sobre el papel de la globalización en la transmisión de enfermedades infecciosas entre personas y animales.