Quantcast

El sistema de comandas digitales que ha logrado revolucionar la hostelería española, así funciona Order In

Imaginar un restaurante o algún otro establecimiento gastronómico donde no se tenga que esperar al camarero puede parecer algo difícil, pero este hecho es posible actualmente gracias al avance de la tecnología. Order In es un sistema de comandas perfecto para cualquier local de hostelería que tenga el deseo de modernizarse y de reducir los riesgos de contagio por COVID-19, ofreciendo a sus clientes comodidad y seguridad a la hora de realizar sus pedidos.

¿Qué es un sistema de comandas?

Los sistemas de comandas son softwares que funcionan mediante el uso de un dispositivo inteligente portátil, bien sea un teléfono móvil o una tablet, que posee diversas funciones que permiten al cliente realizar su pedido para que sea enviado directamente, en tiempo real, a la cocina para que se procese el producto solicitado.

Este sistema reduce el tiempo de espera en el que el camarero debe acercarse a la mesa, tomar la comanda y, tras realizar el mismo recorrido por varias mesas con diversos comensales, llevar las órdenes a la cocina.

Algunos dueños de bares y restaurantes pueden llegar a considerar que implementar este sistema de pedidos puede conllevar una alta inversión económica, sin embargo, la plataforma de Order In permite crear una cuenta y empezar a operar en pocos minutos, sin necesidad de ningún gasto. Además, permite aumentar la facturación del local, mejorar la eficiencia de las operaciones, reducir los errores y crear una atención al cliente efectiva y rápida, por lo que atraerá a más clientes al local.

El futuro de los restaurantes y de la hostelería

Utilizar un sistema de comandas no es para nada complicado. Order In ofrece a sus clientes un sistema amigable y sencillo de usar para que la hora de la comida no sea una tarea complicada.

Los clientes solo deben escanear mediante su dispositivo móvil el código QR que se encuentra en la mesa. Podrán visualizar la carta digital donde se exponen los detalles de los platos ofrecidos por el local, sus precios, fotos e información adicional de los productos.

El sistema no solo permite realizar los pedidos de forma rápida, sino que también permite a los clientes dividir la cuenta entre los comensales, pudiendo pagar cada uno su parte desde el móvil, con tarjeta, Apple Pay o Google Pay.

Por otro lado, el miedo de consumir un ingrediente que cause efectos nocivos para la salud, como alergias, también se elimina con este sistema de pedidos. Esto es gracias a que en la carta digital se detallan todos los ingredientes de cada plato y permite customizar los productos eligiendo los que no se quieren.

Una buena inversión para cualquier tipo de restaurante o negocio de la hostelería es implementar un sistema de comandas, una carta digital para pedir y pagar desde el móvil dentro del restaurante. Toda la gestión se digitalizará, mejorando la eficiencia y la rentabilidad del restaurante, mientras se sigue mejorando su servicio.