Quantcast

Transformación digital, ¿por qué es importante para tu negocio?

La digitalización del todo ha hecho que los negocios se pasen a Internet. Con el comercio online como forma de consumo de gran parte de la población, cualquiera que venda productos o preste servicios tiene que aparecer en el buscador. Para esto, crear una página web o hablar de ti en las plataformas es algo esencial.

Con todo a su favor, si tenemos una empresa con empleados o somos personas autónomas que prestamos un servicio se hace fundamental que el mundo nos conozca, sepa de nosotros y pueda encargarnos lo que necesite. Si bien el boca a boca sigue funcionando, nada como que se hable de ti en Google.

¿Cuáles son los beneficios de digitalizar tu empresa?

Aunque para muchos resulte evidente, todavía hay quien piensa que para su negocio no necesita una transformación digital real. Nada más lejos de la realidad, si tienes un comercio que funciona bien en lo físico, el día que lo coloques en Internet ¿qué es lo que puede pasar?:

Gestión efectiva

Cuando nuestro negocio está digitalizado tenemos una gestión mucho más efectiva que si solo lo destacamos en lo físico. Gracias a las herramientas online los procesos se hacen mucho más rápido e incluso hay un mayor orden con cada uno de los pasos que damos para nuestros clientes.

Acceso a la información

¿Saben tus clientes el tiempo que te tomas con sus proyectos? Una agencia digital ofrece acceso real a la información desde el primer día y esto, que cada vez gusta más a los usuarios, es lo que nos hace diferenciarnos de aquella que no emite ningún proceso o deja a su público sin noticias.

Visibilidad mundial

Cuando colocamos nuestra empresa en Internet tenemos una visibilidad global. Aunque el negocio local se encuentre en Barcelona, si hay alguien en Córdoba que está interesado en los productos que vendemos igualmente podrá comprar. Esto, que nos da la oportunidad de ser más conocidos, es la principal función de la transformación digital.

Mejor interlocución

Una página web nos da la oportunidad de tener una mejor interlocución con nuestros clientes y/o usuarios. Gracias a la gestión del chat o del email, las personas podrán preguntarnos sus dudas en cualquier momento con la garantía de que habrá alguien dispuesto a contestarnos.

Reducción del tiempo de respuesta

La digitalización de nuestro negocio reduce el tiempo de respuesta. Muy unido al punto anterior, gracias a que estamos en Internet podremos contestar antes, saber si el cliente necesita algo más de nosotros o simplemente ayudarle con los artículos que hemos publicado en el blog. ¿No te parece perfecto?

Contenidos relevantes

Con un blog podemos hacer contenidos relevantes para que nuestros clientes estén al día de las novedades sobre sus productos favoritos. Compartir la información, que es algo que nos gusta mucho, hará ver a los demás qué te tomas tu trabajo en serio y estás muy contento de poder advertir sobre ello.

¿Cómo puedo digitalizar mi empresa?

Ahora que conoces la importancia de digitalizar un negocio igual te estás preguntando cómo hacerlo para que el tuyo esté ya en Internet. En primer lugar es fundamental que contrates a un diseñador web para dar forma a tu proyecto. Las agencias de publicidad, que ofrecen todo tipo de servicios online son lo más efectivo.

Haciendo que tu marca se posicione correctamente desde cero, con el paso del tiempo verás que tus ventas suben, que hay quien habla de tu negocio en la calle y muchas otras cosas que ahora mismo no te están pasando.

Las promociones en redes sociales también nos pueden ayudar con los productos que vendemos o el servicio que prestamos. Son muchos los negocios que, para un primer contacto con lo digital, colocan su nombre en Facebook, Twitter o Instagram.Con buenos profesionales que te orienten sobre ello igual también, tú puedes hacerlo.

¿Son de confianza las agencias para la transformación digital?

Puedes leer miles de cosas en Internet sobre agencias de publicidad o marketing pero a la hora de la verdad, ¿con cuál de ellas me quedo? Por lo general, una persona que ofrece sus servicios es alguien que sabe lo que hace y que ya ha trabajado antes con este modelo de negocio.

En cualquier caso, nuestra recomendación es que leas las opiniones que hay sobre la marca, el recorrido que lleva en Internet y cualquier otra cosa que te sea de interés a la hora de poner tu empresa en manos desconocidas. Hoy, gracias a que todo se registra online, existen comentarios que nos hablan del trabajo del resto.

¡No te lo pienses! Si desde hace tiempo vienes queriendo colocar tu negocio en Internet puede que haya llegado el momento de registrar redes sociales, hacer una página con tu marca y buscar a alguien que te posicione en los primeros resultados. ¿Sabes ya cómo vas a llamar a tu pequeño retoño?