Quantcast

Moreno sitúa las próximas elecciones andaluzas en junio u octubre de 2022

El presidente de la Junta de Andalucía, Juanma Moreno (PP-A), ha situado este martes las próximas elecciones autonómicas en junio u octubre de 2022.

«Entre octubre y junio serán las elecciones autonómicas», ha dicho el presidente en una entrevista con Canal Sur TV (CSTV), donde ha insistido en que su voluntad es agotar la legislatura que, técnicamente, «acaba en verano», puesto que agosto no es un mes hábil en actividad parlamentaria y, en septiembre, se «disolvería» el Parlamento.

Preguntado sobre si mayo sería un buen mes para la celebración de las elecciones autonómicas, el presidente ha indicado de manera espontánea que octubre «también puede ser un buen mes» y, acto seguido, también ha hablado de junio, un mes en el que llega el verano y en el que la gente ve las «cosas de otra manera», en definitiva, con los días más largos y el buen tiempo.

En concreto, el presidente ha señalado textualmente que: «Entre octubre y junio» serán las próximas elecciones autonómicas. Además, ha puesto el acento en que la situación de la pandemia del coronavirus también puede influir en la fecha electoral, puesto que quizá hay que adelantar los comicios para coger «fortaleza» para afrontar lo que venga por delante.

Juanma Moreno ha manifestado que para afrontar las próximas elecciones cuenta con un partido «unido, ilusionado» y que ha salido el pasado congreso regional con mucha fuerza. Ha señalado que ante los próximos comicios tiene como objetivo construir una nueva mayoría en Andalucía, «desde la zona templada de la sociedad», esas personas que son moderadas, que les gusta otro tipo de hacer política alejada de la crispación, que quieren entendimiento, y un Gobierno «serio y estable». Ha agregado que aspira a alcanzar una mayoría suficiente que le permita gobernar en solitario con «pactos puntuales» con otras fuerzas políticas.

No obstante, el presidente ha señalado que afronta los próximos comicios sin cometer el «error» de pensar que esto «está ganado» y con mucha «frialdad» ante lo que dicen las encuestas. Para Moreno, aquí no hay «nada ganado y hay que trabajar hasta el último día», y ha apuntado que es consciente de que el PSOE-A siempre ha sido una maquinaria electoral «muy bien engrasada», aunque su nuevo secretario general, Juan Espadas, aún tenga una situación de «debilidad» en su formación.

En cuanto al panorama en los partidos de la oposición, principalmente PSOE-A y Vox, Juanma Moreno ha manifestado que, con su rechazo a los Presupuestos andaluces para 2022 –que fueron tumbados y no superaron el debate de totalidad la pasada semana en el Parlamento– han dejado claro que sólo piensan en las «siglas, en las tácticas electorales y en los intereses propios» y no de los andaluces.

Preguntado sobre el acuerdo presupuestario para 2022 que Vox sí ha alcanzado en Comunidad de Madrid con el Gobierno de Isabel Díaz Ayuso (PP), Moreno se ha limitado a apuntar que vamos «Andalucía tres, Madrid uno», en referencia a los tres acuerdos presupuestarios que su Ejecutivo ha suscrito con Vox en esta legislatura andaluza (para las cuentas de 2019, 2020 y 2021) y que, en cambio, no ha sido posible para las de 2022.

Juanma Moreno se ha mostrado convencido de que PSOE-A y Vox tienen «coincidencias en términos tácticos y electorales» y es que los dos quieren «reventar, erosionar y limitar» la acción de su Gobierno. Ha puesto el acento en la «coincidencia» que existe ya en los discursos de ambas formaciones sobre distintas materias por su «crítica mordaz y ácida» contra el Ejecutivo andaluz.

En su opinión, el objetivo que tienen ambas formaciones es «tumbar» al Gobierno andaluz y además Vox persigue «sorpasar» al PP andaluz.

Ha indicado que le sorprende, sobre todo, la actitud de Vox, que han sido socios externos del Gobierno andaluz, porque ha entrado en una etapa de «descalificación personal» hacia él. En su opinión, a ese partido le pierde una «enorme ansiedad electoral» y quiere que haya elecciones ya porque quieren «sopasar al PP». «No son capaces de pararse un minuto a pensar en Andalucía, sólo piensan en Vox, en Vox y en Vox», según ha dicho Moreno de los portavoces de esa formación en Andalucía, que además no dejan de ser una «delegación» de la dirección nacional, que es la que realmente toma las decisiones.

Ha defendido que los acuerdos suscritos por su Gobierno con Vox se han cumplido en su mayor parte, aunque esta formación diga lo contrario. Ha insistido en que Vox está en una estrategia de querer «terminar de manera abrupta la legislatura», cuando no tiene sentido acabarla ahora.

Respecto al PSOE-A, Juanma Moreno ha puesto el foco en la «debilidad» y la falta de «solvencia» que aún tiene el secretario general del PSOE-A, Juan Espadas, al que le tiemblan «las piernas» a la hora de tomar decisiones. Ha considerado que ha perdido una «oportunidad» de presentarse como un político «útil» con su rechazo a los Presupuestos andaluces de 2022 y ha considerado una «tomadura de pelo» y un «cachondeo» que le pida a la Junta que presente ahora unas nuevas cuentas para 2022.

«La principal motivación del PSOE-A es desgastar al Gobierno andaluz y a mí cono candidato», según ha expresado Juanma Moreno, aunque Juan Espadas no quiera aparecer como el «instigador» y que el propicia un «adelanto electoral» en la comunidad.