Quantcast

¿Cómo mejorar el entrenamiento en la cinta de correr?

La cinta de correr es una de las máquinas para hacer ejercicio más utilizadas en todo el mundo, se trata de un equipo que, si se aprovecha al máximo, permite ejercitar todo el cuerpo.

Según los entrenadores profesionales, las personas tienen la posibilidad de lograr el cuerpo deseado utilizando únicamente la cinta de correr. Para ello, tan solo es necesario aprender a mejorar los entrenamientos con el objetivo de trabajar todo el cuerpo con la cinta de correr.

Por supuesto, uno de los principales requisitos para mejorar el entrenamiento en la cinta de correr es tener en casa un buen equipo que se adapte a las necesidades del usuario. A través de Internet, todas las personas tienen la oportunidad de encontrar plataformas especializadas que les pueden ayudar a conocer cuáles son las mejores cintas de correr, facilitando en gran medida el proceso de compra.

Consejos para mejorar el entrenamiento en la cinta de correr

La gran mayoría de las personas alguna vez se ha planteado la meta de mejorar su condición física. Sin embargo, muchos no cuentan con el tiempo o los recursos necesarios para acudir a un gimnasio o contratar a un entrenador personal.

Lo cierto es que ponerse en forma es un objetivo que se puede alcanzar a través de una cinta de correr. En este sentido, a continuación se presenta una lista con las mejores recomendaciones y consejos para mejorar los entrenamientos en la cinta de correr.

Calentar lo suficiente

La tarea más importante antes de empezar a entrenar es estirar el cuerpo para prevenir una lesión. Si la persona no ha hecho ejercicio en los últimos 30 minutos y no calienta lo suficiente, las articulaciones y los músculos pueden sufrir un desgarre o una contracción.

Además, calentar permite a las personas preparar los músculos para realizar los ejercicios, mejorando así la eficacia del entrenamiento. Sin duda, es un primer paso que no se puede pasar por alto al momento de realizar cualquier tipo de entrenamiento.

Soltar la baranda de apoyo

Entrenar con la cinta de correr aporta muchos beneficios que la gran mayoría desconoce, por ejemplo, soltar la baranda de apoyo de la cinta puede ayudar a las personas a trabajar toda la parte superior del cuerpo.

Normalmente, se acostumbra a caminar o correr mientras se sujeta la baranda de la cinta, ya que permite a los usuarios sentirse más seguros. Sin embargo, es necesario salir de la zona de confort, quitar las manos y tratar de hacer brazadas mientras se entrena.

Cuando la persona realiza las brazadas de forma similar a cómo lo hacen los corredores en exteriores, se activan los músculos de los hombros y se ejercitan los tríceps y bíceps.

Aumentar la inclinación

El siguiente consejo para mejorar los entrenamientos en la cinta de correr es elevar la inclinación del equipo con el objetivo de simular que se corre en exteriores. Cuando se corre en la calle, el cuerpo se resiste al viento, por lo que el corredor debe realizar un mayor esfuerzo.

Sin embargo, cuando se camina en una cinta de correr, el cuerpo no debe enfrentarse a ninguna resistencia, a menos que el usuario incline la cinta. De esta forma, es posible fortalecer los glúteos, las pantorrillas y los muslos.

Es importante señalar que las personas que están iniciando sus entrenamientos y que nunca antes se han ejercitado en una cinta de correr, no deben inclinar el equipo. Esta recomendación se aplica a aquellas personas que llevan varias semanas entrenando en la cinta de correr. Por otra parte, es sabido que correr o caminar con inclinación ayuda a prevenir los calambres durante el entrenamiento.

Mantenerse hidratado

Otro consejo vital para mejorar el entrenamiento en las cintas de correr es mantenerse hidratado durante todos los ejercicios.

Por ello, antes, durante y después de cada sesión en la cinta de correr, se debe beber agua para evitar lesiones o calambres.

Reinventar los ejercicios en la cinta de correr

La cinta para correr también puede ser un medio para realizar otros tipos de ejercicios. En el mundo fitness, la creatividad es importante para mejorar y potenciar los entrenamientos.

Estas son algunas de las mejores maneras de reinventar los ejercicios en la cinta de correr:

●      Trabajar con peso

Los usuarios pueden trabajar con peso mientras realizan sus caminatas. Lo más recomendable es que disminuyan la velocidad de la cinta para evitar caídas.

Por otra parte, se pueden utilizar mancuernas, pesas o cualquier objeto cómodo que sea pesado. Es posible ejercitar con rutinas de brazos o hacer zancadas, manteniendo el torso lo más recto posible para trabajar la parte inferior del cuerpo.

●      Realizar diferentes caminatas

Otra forma de trabajar todo el tren inferior es realizar diferentes tipos de caminatas. Se puede caminar de lado, de derecha a izquierda a una baja velocidad, o añadir sentadillas a la rutina.

Las personas también pueden hacer caminatas hacia atrás para fortalecer las pantorrillas y los glúteos. Es esencial tener extremo cuidado cuando se hacen este tipo de caminatas, para evitar accidentes en la cinta.

●      Hacer intervalos

Si el principal objetivo de la persona es bajar de peso, se recomienda hacer intervalos o ejercitarse mediante circuitos en la cinta de correr, ya que estos ejercicios tienen la capacidad de quemar calorías y crear resistencia en el cuerpo.

Una forma de hacer estos intervalos es alternar los ejercicios. Por ejemplo, se puede caminar con un ritmo acelerado durante dos minutos, luego correr o hacer splits rápidamente, y para finalizar, se puede caminar a un ritmo más bajo.

Enfocarse y escuchar música

Otro consejo para mejorar los entrenamientos en la cinta de correr es enfocarse a la hora de hacer los ejercicios. Los músculos no se desarrollan si no se aplica el máximo esfuerzo en los entrenamientos.

En algunas ocasiones, el ambiente doméstico o del gimnasio puede generar múltiples  distracciones que pueden impedir hacer los ejercicios correctamente. Por este motivo, escuchar música puede ayudar a nivelar la concentración.

En definitiva, la cinta de correr es una de las mejores máquinas para hacer ejercicios. La caminadora permite realizar entrenamientos de cardio, resistencia, brazos, piernas, glúteos y mucho más.