Quantcast

Ribera comparecerá a petición propia para informar sobre el Mar Menor y la subida de luz

La vicepresidenta tercera y ministra para la Transición Ecológica y el Reto Demográfico, Teresa Ribera, comparecerá a petición propia el próximo lunes, 30 de agosto, en la Comisión para la Transición Ecológica del Congreso de los Diputados sobre la crisis ambiental que vive el Mar Menor, en Murcia, y sobre la subida de la luz.

Según la agenda publicada por el Congreso de los Diputados, en la comparecencia, de carácter extraordinario al producirse en agosto, la ministra informará a los miembros de la Comisión sobre la situación de laguna salada murciana tras el último episodio de anoxia que ha provocado la mortandad masiva de peces y crustáceos.

Tras días de acusaciones mutuas entre el Gobierno de la Región de Murcia y el Ministerio para la Transición Ecológica y Reto Demográfico, este miércoles la vicepresidenta tercera se trasladó a la Región y mantuvo varias reuniones, entre ellas una con el presidente murciano, Fernando López-Miras.

Ribera apostó por centrarse «donde están esas cargas que el ecosistema no puede absorber, de forma que se requiere de un plan estratégico diferente», por lo que ha rechazado el Plan de Vertido 0, porque «tal fue definido no es una respuesta adecuada al sistema y está desfasado».

La ministra ha propuesto un cinturón verde en el entorno del conjunto del Mar Menor; un programa, ha explicado, «de filtros verdes en esa franja de 1.500 metros para poder desarrollar un espacio que haga de filtro verde que acelere ese proceso de recuperación de carga contaminante que pueda quedar». Esa es una de las soluciones que han propuesto también varias entidades científicas y organizaciones ambientales.

Para llevarlo a cabo, Ribera sugirió la posibilidad de intervenir con «propuestas de compra de fincas», por lo que subrayó la importancia de trabajar sobre el «freno total» al origen del problema, cuanto antes mejor, con un programa de restauración del ecosistema y seguimiento del IEO y de los científicos, que permita de manera constante tener los datos para evaluar el estado del ecosistema».

En todo caso, manifestó que todas las actuaciones a acometer pasan por «respetar» lo que dice la ciencia y seguir las recomendaciones de los científicos «respecto al modo de dar espacio y tiempo para que el ecosistema se recupere con la ayuda de las políticas que frenen esa carga en origen porque ya llevamos mucho retraso».

En Murcia, Ribera anunció que mantendrá reuniones periódicas con los ayuntamientos y con el gobierno de la Región de Murcia y anunció próximas reuniones con regantes y agricultores.

La ministra aplaudió la medida que anunció el mismo miércoles el Ejecutivo autonómico al considerar que va «en la buena dirección» y, aunque indicó que con un retraso de «más de un año» con ella se adoptan normas que limitan el uso de fertilizantes nitrogenados y porque amplía el espacio hasta 1.500 metros con respecto a la ribera del Mar Menor para poder controlar lo que llega y darle un respiro a este ecosistema.

«Es un movimiento interesante, así como que haya anunciado su decisión de acortar plazos en esa última fase en procedimientos sancionadores que lleva demasiado tiempo pendiente de resolución, con más de 400 expedientes sancionadores, de los que 200 están en sede judicial y más de 200 también pendientes de resolución», señaló.

Finalmente, indicó que el asunto del Mar Menor para el Gobierno es de «primer nivel» porque el Mar Menor es un ecosistema «frágil, emblemático y los perjudicados son los habitantes del campo de Cartagena, los agricultores que cumplen con sus normas, los empresarios y vecinos de los municipios marmenorenses».