Quantcast

Aragón solicitará el toque de queda en Huesca, Jaca, Monzón y Barbastro

El Ejecutivo autonómico solicitará al Tribunal Superior de Justicia de Aragón (TSJA) la limitación de la movilidad entre las 01.00 y las 06.00 horas, en las ciudades de Huesca, Jaca, Monzón y Barbastro, debido a la elevada incidencia de casos de coronavirus. Lo ha anunciado en rueda de prensa este jueves, 22 de julio, la consejera de Sanidad del Gobierno regional, Sira Repollés.

Además, este mismo jueves se publicará una orden en el Boletín Oficial de Aragón en la que se introducen modificaciones al nivel de alerta 2 modulado en el que se encuentra la comunidad aragonesa. Dichas medidas entrarán en vigor este viernes, 23 de julio, a las 00.00 horas.

Respecto al toque de queda, los cuatro municipios para los que se solicita son los que presentan una mayor incidencia de COVID-19 a 7 días. En estas localidades de más de 10.000 habitantes, «se ha detectado transmisión comunitaria» y su incidencia supera «de manera importante» la media en Aragón, ha puntualizado la consejera de Sanidad, Sira Repollés.

De este modo, Jaca registra en estos momentos 1.371 casos de COVID-19 por 100.000 habitantes a 7 días; Huesca, 628; Monzón, 624; y Barbastro, 524,i mientras que la incidencia media de la comunidad es de 448 casos por 100.000 habitantes en la última semana.

Repollés ha anunciado que la solicitud para limitar la movilidad nocturna se va a realizar este mismo jueves al TSJA y «esperamos tener una respuesta en las próximas 24-72 horas», ha apostillado.

Sobre si podría pedirse la implementación del toque de queda para otros municipios con datos de contagios altos, Repollés ha contestado que, en ese caso, cree que habría que pedir una nueva autorización a los jueces.

MODULACIONES ORDEN

Sobre los cambios que se van a realizar dentro de la fase 2 modulada, en la que se encuentra la región en estos momentos y que viene determinada por la ley 3/2020, aprobada el pasado mes de diciembre para controlar la pandemia en función de varios niveles de alerta sanitaria, la consejera ha detallado lo siguiente: Se homogeneizan los horarios de apertura de la hostelería, restauranción y ocio nocturno, pasando a cerrar a las 00.30 horas. No obstante, ha aclarado la titular de Sanidad, se podrán admitir nuevos clientes hasta las 00.00 horas. Además, se mantiene el aforo en el interior de estos establecimientos al 50%, con seis personas por mesa, y al 100% en el exterior, con diez personas por mesa. El consumo en la barra sigue estando prohibido.

En las celebraciones, se limita el número de asistentes a 90 –hasta el momento eran 120–, y puede ampliarse a 150 si todos los asistentes acreditan haber recibido la pauta completa de vacunación, habiendo transcurrido, al menos, 14 días desde la última dosis de ella; haberse recuperado de la infección y hallarse en periodo comprendido entre el día 11 y el 180, ambos inclusive, después de prueba diagnóstica positiva; o disponer de una prueba diagnóstica de infección activa negativa realizada por laboratorio acreditado, en las últimas 72 horas en caso de PCR o 48 horas en caso de test rápido de antígenos.

Dicha información solo podrá ser solicitada en el momento de acceso a la celebración. No se conservarán estos datos ni se crearán ficheros con ellos. Además, el titular del establecimiento, antes de la celebración del evento, deberá recabar información para contacto de las personas que vayan a asistir a la celebración, y conservará los listados durante cuatro semanas.

Además, habrá cambios en los aforos de los eventos multitudinarios, ya que solo podrán contar con la presencia de 250 personas en el interior y 500 en el exterior –antes eran 500 y 1.000, respectivamente–, con autorización previa del Servicio Provincial del Departamento de Sanidad.

En cuanto a las reuniones de órganos de gobierno y representación, encuentros, reuniones de negocios, conferencias y actos similares, se reducirán a 250 personas –hasta ahora eran 500–, respetando siempre el 75% del aforo.

En el resto de los ámbitos se mantienen las medidas tal y como estaban hasta el momento, con aforos al 75%, en términos generales.

BALANCE CONTAGIOS COMUNIDAD

Las nuevas restricciones son la respuesta del Gobierno de Aragón a la sexta ola del virus que azota a la comunidad. «Hemos observado un ascenso explosivo, muy rápido, que ha coincidido con unas serie de eventualidades», como la relajación de algunas restricciones, el aumento de la movilidad de población no vacunada, viajes fin de curso y otras celebraciones, sobre todo en la población joven, ha descrito la titular de Sanidad, añadiendo que el origen de los contagios se ha trasladado a «una segunda generación de contagios», aumentando los casos en las siguientes franjas de edad, que ya pueden estar vacunados con la pauta completa o haber iniciado el proceso.

Así, la incidencia en Aragón alcanza los 448 casos por 100.000 habitantes a 9 días, registrándose un «leve» descenso respecto a la jornada anterior –incidencia de 452–.

Las mayores incidencias siguen estando en los grupos de edad de 15 a 29 años, si bien continúa la tendencia descendente que ya se apreciaba la pasada semana. La tasa de 20 a 29 años es ahora de 1.206 casos por 100.000 habitantes a 7 días, la mayor entre todas las franjas de edad, pero inferior al pico, que se alcanzó hace quince días, con 1.888 casos. Sucede lo mismo sucede con el grupo de 10 a 19, el segundo con mayor incidencia, con 853 casos, al igual que el de 30 a 39 años, con 534 casos por 100.000 habitantes a 7 días. El resto de cohortes mantienen incidencias menores, pero presentan tendencias ascendentes en la última semana.

Por provincias, Zaragoza acumula una incidencia de 417,1 casos; Huesca de 597,7; y Teruel, 344 casos. En lo que se refiere a las capitales, Teruel presenta una incidencia de 383,6 casos por 100.000 habitantes en la última semana –471 la pasada–; Huesca, 628,3 casos –480 la pasada–; y Zaragoza capital tiene una tasa de 428,5 casos por 100.000 habitantes –373 la anterior–.

En cuanto a los números absolutos, la comunidad acumula desde el inicio de la pandemia un total de 141.793 positivos, de los que 124.328 han recibido ya el alta epidemiológica. Respecto a la mortalidad, se han registrado desde el inicio de la pandemia 3.555 fallecimientos, uno más que en la semana anterior.

HOSPITALIZACIÓN

En los últimos días se está apreciando una subida en los ingresos tanto en cama convencional como en UCI, aunque el crecimiento es «muy inferior» al que se registró en las olas anteriores con incidencias similares e incluso menores, gracias al efecto de la vacunación, ha dicho Sira Repollés.

Según los últimos datos, había 255 pacientes COVID –la pasada semana eran 118–. De ellos, 26 están en las UCIy 229 en hospitalización convencional. Como referencia, en la anterior oleada se registró un pico de ingresos de 399 hospitalizados, con una incidencia inferior a la que se registra en la actualidad y que no superó los 165 casos por 100.000 habitantes. Con una incidencia similar a la actual, a mediados del pasado mes de enero se registraban 554 hospitalizados.

RASTREO

El seguimiento de los contactos a diez días sigue aumentando. En estos momentos se está realizando seguimiento a 15.360 personas frente a las 10.598 de la semana pasada y a las 4.195 de hace quince días. Además, cabe destacar se ha reforzado el rastreo de los contactos con la incorporación de 20 efectivos militares que, desde este jueves, complementan la labor realizada por la Atención Primaria.

El número básico de reproducción desciende y se sitúa en 1,07 –estimación del número de personas a las que puede infectar cada positivo– frente al 1,27 de la pasada semana. Y la tasa de positividad media de las pruebas realizadas crece al 17,2 frente al 13,5% de la pasada semana.