Quantcast

Declaran culpable de asesinato por matar a su expareja en la peluquería en la que trabajaba

Un jurado popular de la Audiencia Provincial de Madrid ha declarado culpable de asesinato y amenazas al acusado de acabar en septiembre de 2018 con la vida de su expareja acuchillándola en la peluquería donde trabajaba porque éste no aceptaba la ruptura de la relación, han informado fuentes jurídicas.

En el veredicto, los nueve miembros del tribunal del jurado han dado por probado los hechos ocurridos el 10 de septiembre de 2018 en la peluquería donde trabajaba la víctima, en el distrito de Villaverde.

La Fiscalía de Madrid solicitó en el juicio 27 años de prisión por los delitos de asesinato, amenazas graves y en concepto de responsabilidad civil le reclama 90.000 euros de indemnización para los padres de la víctima y otros 150.000 euros para su hija.

En su escrito, el fiscal relata que, tras la decisión de la víctima de romper la relación sentimental y de convivencia que mantuvieron durante tres años, el agresor no lo aceptó ya que «de forma insistente y amenazante le requería para reanudar la relación, lo que provocaba temor en la víctima, que pese a no a atreverse a denunciar, se mantenía firme en su negativa».

Fue en el mes de junio de 2018 cuando la mujer optó por romper la relación de pareja que mantenía con el acusado. Dos meses después, cuando la víctima se encontraba en la terraza de un bar, su expareja le abordó y, «con ánimo de amedrentarla y perturbar su sosiego y tranquilidad», le conminó a reanudar la relación porque en caso contrario «causaría daño a su familia».

Esta advertencia ocasionó en la mujer un «gran» temor puesto que tenía una hija de solo cuatro años de edad fruto de una anterior relación sentimental.

Pese a la insistencia del acusado, la víctima no dio marcha atrás a su decisión inicial. Así que, el 10 de septiembre de ese mismo año, G. M.M. se presentó cuchillo en mano en la peluquería donde trabajaba su expareja.

«Aprovechando que la misma se encontraba sola, sin posibilidad de defensa, de forma súbita e inopinada se dirigió a ella con la intención de acabar con su vida, le asestó varias puñaladas con el cuchillo que portaba que le alcanzaron en el cuello, pecho, abdomen y brazos, causándoles la muerte», señala el fiscal.