Quantcast

Aragonès defiende un diálogo entre partidos catalanes sin «adulterar» la mayoría independentista

El presidente de la Generalitat, Pere Aragonès, ha defendido este miércoles que pueda haber un diálogo entre partidos catalanes sobre el conflicto pero ha avisado de que no puede «adulterar» el resultado de las elecciones del 14 de febrero, en las que el independentismo superó el 50% del voto.

«Hablemos, razonemos, discutamos, encontremos puntos de acuerdo pero no podemos adulterar el resultado electoral, que es claro. 52% de los votos a las elecciones del 14 de febrero a favor de candidaturas independentistas», ha afirmado en su turno de réplica en el pleno del Parlament, donde comparece sobre la desjuidicialización del conflicto catalán.

Lo ha dicho en respuesta al líder del PSC en la Cámara, Salvador Illa, que ha vuelto a pedirle reunir la mesa de partidos antes de la mesa de diálogo con el Gobierno central.

Aragonès le ha replicado que no puede ser que el objetivo de esta mesa de partidos sea «menospreciar la legitimidad de la posición de la Generalitat porque no tiene el consenso unánime del Parlament».

«Yo no pido al presidente del Gobierno español que venga con el consenso del Congreso de Diputados. Es un gobierno escogido con mayorías, es una negociación de gobierno a gobierno y tiene toda la legitimidad para venir y hacer su planteamiento. No le pido que lo acuerde con el PP. Es evidente que el Govern de Cataluña tiene toda la legitimidad para hacer su planteamiento», ha defendido.

El presidente catalán ha sostenido que el diálogo entre catalanes tampoco puede excluir ninguna propuesta y debe ser inclusivo, ya que argumenta que el referéndum y la amnistía cuenta con los catalanes no independentistas, y ha cuestionado que el planteamiento del PSC sea inclusivo: «Quizás la propuesta que plantean también es divisiva, señor Illa. Por algo no han obtenido la mayoría en este Parlament».

RÉPLICA A CUP Y COMUNS

Después de que la portavoz de la CUP, Eulàlia Reguant, haya pedido que el Acuerdo Nacional por la Amnistía y la Autodeterminación no sirva solo para presionar en la mesa de diálogo, sino también para plantear alternativas para cuando el Gobierno rechace el referéndum, Aragonès ha contestado que está de acuerdo que debe ser una herramienta para abordarlo todo de manera conjunta pero que es «imprescindible» ir a negociar con el Ejecutivo de Pedro Sánchez con el máximo apoyo posible.

A los comuns les ha reprochado que digan que ahora no hay la correlación de fuerzas necesarias para un referéndum cuando hay un Gobierno entre PSOE y Podemos: «Si esta correlación de fuerzas no nos permite avanzar suficiente, ¿cuál nos permitirá avanzar?», ya que no se imagina en un futuro inmediato una situación mejor en el Gobierno de España.

Además, ha llamado a ERC y Junts a conjurarse para ir con toda la fuerza a la mesa de diálogo: «No tenemos que ir solo a constatar las dificultades. Vamos a intentar romper las barreras que nos encontremos».