Quantcast

PP ganaría por mayoría absoluta las elecciones en Castilla y León

El PP ganaría las elecciones en Castilla y León y recuperaría la mayoría absoluta si se celebrasen elecciones autonómicos mientras que el PSOE sería la segunda fuerza más votada, aunque retrocedería seis puntos respecto a 2019 y VOX se posicionaría como el tercer partido en la Comunidad, según los datos del barómetro de Sigma Dos para CyLTV.

Así, según el barómetro, el PP obtendría el 43,8 por ciento de los votos, frente al 31,9 por ciento que consiguió en los comicios anteriores, por lo que subiría casi 12 puntos y recuperaría la mayoría absoluta, con 43 procuradores mientras que el PSOE sería la segunda fuerza más votada, con el 29,5 por ciento, pero perdería casi seis puntos y lograría 28 escaños.

Asimismo, Vox irrumpiría como la tercera fuerza política en Castilla y León con un 10 por ciento de los votos, frente a los 5,5 por ciento de las elecciones de 2019 y lograría 7 procuradores y Ciudadanos pasaría de la tercera a la quinta posición puesto que perdería casi 12 puntos al descender del 15,1 al 3,5 por ciento y no obtendría escaños.

Unidas Podemos adelantaría a la formación naranja y se colocaría como el cuarto partido más votado con un 6,5 por ciento frente a los 5 por ciento de 2019.

VALORACIÓN LÍDERES CyL

Por otro lado, el presidente de la Junta y del Partido Popular en Castilla y León, Alfonso Fernández Mañueco, es el único líder político de la Comunidad al que la población encuestada aprueba con una nota de 5,1 en una escala del 1 al 10. El vicepresidente de la Junta, Francisco Igea, obtiene un 4,6; el socialista Luis Tudanca, un 4,4; Pedro José Pascual Muñoz, de Por Ávila, obtiene un 4,3; Luis Mariano Santos Rellero de UPL, un 3,8; Pablo Fernández, líder de Podemos en Castilla y León, un 3,5 y Fátima Pinacho, de Vox, un 3,2.

Asimismo, el 61,1 por ciento de los encuestados considera negativa la iniciativa del PSOE de presentar una moción de censura contra laJunta y son los ciudadanos entre los 30 y los 44 años son los más críticos, ya que el 63,8 por ciento valora la iniciativa como mala o muy mala.

Esta opinión es compartida entre el 62,7 por ciento de los encuestados de 45 a 64 años, el 58,3 por ciento de la población de 18 a 29 años y el 57,7 por ciento de los mayores de 65 años.