Quantcast

Las nuevas ayudas para largometrajes priorizan los guiones en lengua oficial de España

El Consejo de Ministros ha autorizado al Instituto de la Cinematografía y de las Artes Audiovisuales (ICAA) a convocar las ayudas generales a la producción de largometrajes sobre proyecto correspondientes a 2021 por valor de 40 millones de euros, que darán más peso a la parte autoral y a los guiones en lengua oficial de España.

Las ayudas se conceden en régimen de concurrencia competitiva con carácter plurianual mediante un único procedimiento de selección y con un importe máximo de 1,4 millones de euros para aquellos proyectos con un coste reconocido por el ICAA de más de 5 millones de euros. Para el resto, el importe de la ayuda es de un millón de euros como máximo.

El objetivo de estas ayudas es financiar el coste de producción de aquellos proyectos de largometrajes que reúnen requisitos de presupuestos y coste mínimos, financiación garantizada, exigencia de porcentaje de gasto a realizar en España, compromiso de inversión en copias, publicidad y promoción, nacionalidad española, publicidad y promoción, estreno del largometraje en un determinado número de salas y nacionalidad española.

En esta ocasión, se ha reorganizado la valoración de los proyectos en cuatro apartados, en lugar de los cinco apartados que había hasta 2020, dando algo más de peso a la parte cultural y autoral de las obra, con diez puntos como máximo en lugar de seis.

Además, dentro de esta puntuación, obtienen un punto los proyectos con guion original o adaptación de una obra literaria en alguna de las lenguas oficiales en España.

También se ha aumentado en dos puntos la valoración de la solvencia de la empresa productora, pasando de 16 a 18 puntos como máximo. En este apartado, el de solvencia de la empresa productora, se obtiene un punto por haber estrenado un largometraje en salas de exhibición entre el 1 de junio de 2020 y el 31 de mayo de 2021.

En el apartado de ‘impacto socioeconómico y de la inversión y la innovación’, los proyectos obtienen un punto por incluir un sistema de medición y registro de impacto medioambiental y huella de carbono del proyecto para el que se solicita ayuda.