Quantcast

López Miras lamenta que el fin del estado de alarma hará a CCAA «menos eficaces»

El presidente del Ejecutivo murciano, Fernando López Miras, ha lamentado que el fin del estado de alarma anunciado por el Gobierno de España a partir del 9 de mayo sume a las comunidades en una «incertidumbre» que hará que sean «mucho menos eficaces y efectivos para contener la pandemia».

Con todo, López Miras ha asegurado que, a partir del 9 de mayor, el Gobierno de la Región de Murcia «va a seguir tomando las decisiones como hasta ahora», y serán «las que recomienden las autoridades sanitarias y los expertos en salud Pública y en Epidemiología».

No obstante, ha advertido que hay muchas medidas y restricciones que ahora mismo están aplicadas en la Región y que son 2del todo inviables si no hay herramientas jurídicas» para poder llevarlas a cabo.

En una rueda de prensa y al ser preguntado por el fin del estado de alarma, López Miras ha destacado que la estrategia del presidente del Gobierno de España, Pedro Sánchez, «no tiene ningún sentido» y, sobre todo, «no es ni efectiva ni eficaz para atajar esta pandemia y luchar contra el coronavirus».

En su opinión, Sánchez «ha tenido tiempo de sobra para establecer un plan jurídico y no dejarnos a las comunidades autónomas sin capacidad para poder enfrentarnos a partir del 9 de mayo a la pandemia». y es que «han tenido tiempo de sobra para no estar de brazos cruzados, para trabajar algo y tomar alguna decisión respecto a la pandemia», ha añadido.

A su juicio, Pedro Sánchez «no es que haya delegado las competencias de la gestión de la pandemia en las comunidades, es que ha delegado directamente la pandemia en las comunidades autónomas».

Y es que, a partir del 9 de mato, las autonomías no tendrán «capacidad ni herramientas jurídicas que garanticen la aplicación de las restricciones necesarias para contener la pandemia», tal y como «ha dicho el Consejo de Estado y diversos presidentes de los tribunales superiores de justicia de algunas comunidades».

«Cualquier limitación de derechos, como debe de ser en un Estado de Derecho como el nuestro, debe ser refrenndada por sentencia judicial», ha recordado López Miras. Todo ello, ante un virus que «necesita la actuación inmediata y celeridad en la toma de decisiones».

Por ello, ha advertido que, cuando se tome algún tipo de limitaciones como de personas participantes en reuniones, de movilidad o cierres perimetrales, la decisión tendrá que ser ratificada, en primer lugar, por el Tribunal Superior de Justicia (TSJ) y, «evidentemente, sus señorías necesitan un mínimo de tiempo y estudiar el caso para poder posicionarse».

Posteriormente, advierte que se necesitará que la sentencia «vaya en la línea de lo que han requerido al Gobierno regional las autoridades sanitarias». Todo ello, lamenta, generará «incertidumbre, demora e ineficacia a la hora de luchar contra una pandemia que exige certidumbre, decisiones firmes, rápidas y valientes».

«Ya hemos visto cómo en otras comunidades se han tomado decisiones de ceses de determinadas actividades que no han sido refrendadas por los tribunales», ha recordado. En su opinión, «hemos tenido tiempo de sobra para que el Gobierno central haya hecho algo, dejando de estar de brazos cruzados en lo que se refiere a la pandemia, dotando a las comunidades de herramientas jurídicas necesarias».

Ha puesto como ejemplo Puerto Lumbreras, que tiene «una de las incidencias más elevadas de España e, incluso, de Europa». Pues bien, ha lamentado que si el Gobierno murciano no tiene las herramientas jurídicas, tendría que tomar la decisión que recomendasen los expertos en Epidemiología y Salud Pública para, a continuación, enviarlo al Tribunal Superior de Justicia.

«Sus señorías, evidentemente, necesitan un tiempo para analizar la situación y luego decidir, no solo en base a lo que pidan las autoridades sanitarias, sino en base a su mejor interpretación del Derecho, lo que no tiene que estará lineado siempre con las necesidades sanitarias», ha señalado.

EVOLUCIÓN DE LA PANDEMIA

López Miras ha achacado la evolución de la pandemia en la Región, en primer lugar «a la responsabilidad y la prudencia de la ciudadanía de la Región», que ha tenido un comportamiento «ejemplar» durante unas fechas que «propiciaban relajar algunas de esas conductas», como la Semana Santa o las Fiestas de Primavera en Murcia.

«Han dado ejemplo de su responsabilidad y compromiso con la vida de todos sus vecinos», según López Miras, quien también lo ha achacado a la actuación de todas las administraciones y de las autoridades locales que «han estado vigilantes y han propiciado que esas medidas se cumplan».

Igualmente, lo ha atribuido a las autoridades sanitarias de la Región. «Tenemos grandes expertos en Epidemiología y en Salud Pública que nos han indicado, en todo momento, qué decisiones tomar para contener la pandemia», según López Miras.

No obstante, ha aclarado que «no estamos en una situación de euforia, de relajación o de optimismo», ya que «nos preocupa y nos ocupa la evolución del resto de comunidades autónomas y de otros países de nuestro entorno como Francia, Alemania o Italia; y este virus es impredecible», ha recordado.