Quantcast

Servicios de investigación privada para investigar bajas falsas y absentismo laboral

Los detectives privados pueden convertirse en aliados perfectos para quienes quieren demostrar una mala praxis relacionada con el puesto de trabajo

Los trabajadores tienen derecho a pedir una baja laboral cuando cumplen una serie de requisitos. Una enfermedad, un accidente de trabajo, una situación traumática,… Son muchas las situaciones que pueden llevar a una persona a necesitar la baja laboral. Un proceso que siempre tiene que estar aprobado por un médico que, a fin de cuentas, es quien debe valorar la idoneidad o no del trabajador para poder realizar sus funciones.

Sin embargo, y como se suele decir, “hecha la ley hecha la trampa”. Y no es raro encontrar situaciones en las que los trabajadores aprovechan algunos recovecos legales o simplemente exageran sus dolencias (o las fingen directamente) para evitar tener que ir al puesto de trabajo al tiempo que cobran su correspondiente nómina.

Estas bajas laborales suponen una merma muy importante para las empresas, tanto desde el punto de vista económico como de la disponibilidad de trabajadores humanos, lo que lleva a muchas compañías a tener que contratar detectives en las situaciones en las que desconfían de sus trabajadores.

En España, las bajas laborales se han triplicado en el último año. Más de tres millones de trabajadores se dieron de baja en algún momento del pasado ejercicio frente a los 709.285 procedimientos de incapacidad temporal registrados en 2019.  De las bajas registradas en el último año, los datos de la Seguridad Social indican que un 75% están relacionadas con la COVID-19, mientras que el resto, unas 743.000 bajas laborales son ajenas al virus.

Estos últimos datos indican que el número de bajas en España ha aumentado en 2020 con respecto a 2019 incluso sin tener en cuenta la Covid-19. En cuanto a comunidades autónomas, Madrid ha sido una de las que más bajas han protagonizado sus trabajadores. Para ver cuáles son los aspectos más importantes que las empresas deben valorar a la hora de investigar las bajas de sus trabajadores hablamos con la empresa de detectives en madrid Ochoa Detectives.

Principales servicios

Los detectives especializados en este campo tratan de demostrar situaciones laborales irregulares y por las que una empresa puede estar sufriendo una pérdida económica al enfrentarse a una mala praxis de sus trabajadores. Entre estos servicios se encuentran los ya mencionados de bajas fingidas y absentismo laboral.

A la hora de abordar una investigación de estas características, explican desde esta compañía, “nuestro equipo de detectives estudia cada caso en particular y de forma independiente para valorar la viabilidad del mismo y la forma de proceder y de actuar más adecuada”. Debido a las diferentes circunstancias que puede incurrir en un caso, cada actuación debe ser estudiada y planificada al detalle para que la investigación sea un completo éxito.

En este sentido, hay que destacar que las investigaciones de los detectives tienen validez legal en un juicio. “Nuestros informes son realizados con el rigor, experiencia y la profesionalidad necesaria y la buena recopilación de información y presentación de la misma es importante para que las pruebas puedan ser utilizadas en los procedimientos laborales para acreditar la mala fe del empleado”.

Al respecto, prosigue, que la importancia del proceso a la hora de recopilar toda la documentación es vital porque “es muy frecuente que dichas pruebas sirvan para que un despido improcedente en apariencia sea valorado por un juez como procedente, con el consiguiente ahorro económico para la empresa”.

Por ello, la figura del detective privado está regulada por ley, que establece que los detectives privados deben estar habilitados con una tarjeta de identidad profesional expedida por el Ministerio del Interior a través de la Dirección General de la Policía.

El absentismo laboral

Otro de los perjuicios comunes que sufren las empresas es el del absentismo laboral injustificado. En la actualidad, al contrario de lo que se suele creer, las investigaciones relacionadas en este capítulo no han aumentado con el teletrabajo y las empresas siguen actuando según cada caso concreto sin tener en cuenta el lugar o el entorno en el que el trabajador realiza su función dentro de la empresa.

“El absentismo laboral sigue existiendo en la misma medida que antes, simplemente cambian los entornos”, apuntan desde Ochoa Detectives, donde aseguran que los trabajadores siguen protagonizando este tipo de faltas al “ausentarse de su puesto de trabajo sin justificación o los que aprovechan cierta falta de control en su empresa para asuntos personales”.

Ante esta situación y para descubrir estos casos lo idóneo es contar con el apoyo de unos detectives de empresa especializados en bajas y absentismo laboral que ayuden a desenmascarar los casos falsos. No en vano, estamos hablando de una práctica que llega a costar a las empresas españolas más de 8.000 millones de euros al año.