Quantcast

Causas que invitan a creer, 27 años después, que Kurt Cobain no se suicidó

El 5 de abril de 1994, hoy hace 27 años, moría tras recibir un disparo en la cabeza Kurt Cobain, líder de Nirvana. Lo hacía a los 27 como otros grandes artistas -Janis Joplin, Jim Morrison, Jimmy Hendrix…-, pero las causas de su muerte –la autopsia oficial hablaba de suicidio– siguen sin convencer, casi tres décadas después, a muchos de sus fans.

La mayoría de las teorías conspiranoicas que niegan la versión del suicidio apuntan en dirección a su viuda, Courtney Love, única heredera de su fortuna junto a su hija. Casi tres décadas después de su muerte el mito sigue creciendo poco a poco con la revelación de nuevas pistas relacionadas con el caso.

KURT COBAIN, LA LEYENDA

El 20 de febrero de 1967 la localidad estadounidense de Aberdeen (Washington) celebraba la llegada al mundo de Kurt Donald Cobain, un bebé singular destinado a marcar una frondosa y refulgente línea roja en la música popular de nuestro tiempo.

Porque nada fue igual tras la publicación de ‘Nevermind’ el 24 de septiembre de 1991. Ese fue el disco con el que Nirvana cambió las reglas de la industria musical, marcando un antes y un después, colocando al grunge como el género de toda una generación desencantada, angustiada y rabiosa a partes iguales.

Una generación que vio en Cobain a su líder espiritual y que le encumbró de manera fulgurante (muy a su pesar) a la categoría de icono, sin duda una responsabilidad demasiado pesada para sus hombros. Pero era su destino convertirse en leyenda con una prematura muerte y ante eso nadie puede luchar.