Quantcast

Cómo controlar la caída del cabello en primavera

Estamos a pocos días de que comience la primavera. Con el cambio de estación, la caída del cabello se convierte en un problema frecuente. De media perdemos entre 100 y 150 cabellos al día, en las melenas más densas, de los 100.000 pelos que tenemos en la cabeza de media, pero este número se incrementa en esta época del año. Esta caída de pelo temporal recibe el nombre de efluvio estacional, ya que nuestro cuero cabello se prepara para las nuevas condiciones externas propias de la primavera. Sin embargo, la caída de cabello también puede ser por efluvio telógeno, nombre por el que se conoce la caída difusa de cabello por causas diferentes, como déficits nutricionales o una mala rutina capilar. A continuación, te ofrecemos una serie de consejos para combatir la caída del cabello estacional y no estacional de manera efectiva.

Tipo de productos para prevenir la caída del cabello

Los problemas del cuero cabelludo son una lucha para la mayoría de las personas. Por este motivo, existen muchos productos para el cuidado del cabelludo disponibles en el mercado que pueden ayudar a prevenir la caída del cabello. Desde exfoliantes, serums, suplementos hasta champús de limpieza profunda, este tipo de productos de prestigiosas firmas como Kerastase pueden ayudar a mantener un equilibrio saludable para el cabello se mantenga fuerte.

Más allá de los productos generales para prevenir la caída del cabello, también se pueden encontrar productos específicos, como el tratamiento intensivo anticaída Kerastase Specifique basado en un sérum que repara y fortalece la fibra capilar, que tiene una duración de seis semanas. Además de prevenir la caída del cabello, este tratamiento mejora la calidad de las nuevas fibras capitales y fomenta la elasticidad del cuero cabelludo.

Alimentación equilibrada

En 2018, un estudio realizado por el Istituto Dermopatico dell’Immacolata de Roma, Italia, reveló que una dieta que contenga verduras crudas y hierbas frescas, como la dieta mediterránea, puede reducir el riesgo de alopecia androgénica o ralentizar su aparición. No cabe duda de que la alimentación afecta de forma directa al pelo y al cuero cabelludo. De esta forma, una dieta equilibrada, rica en proteínas y vitaminas (grupos A, B, C y E) y minerales (calcio, magnesio, potasio, zinc), es fundamental para cuidar el cabello y prevenir su caída, ya que permite mantener sano y fuerte el pelo.

Cómo lavarse y secarse el pelo correctamente

Lavarse el cabello a diario es contraproducente, principalmente porque con el movimiento, promovemos la caída de los pelos más débiles. De esta forma, el lavado del cabello siempre debe ser suave y cuando el pelo lo necesite, normalmente unas dos o tres veces a la semana. También es importante utilizar un champú suave. Las fórmulas más duras pueden secar el cabello y hacer que se rompa, provocando la caída del mismo. Lo mismo ocurre con el uso de la plancha y el secador, que pueden dañar o romper el tallo del cabello. Por este motivo, debemos dejar que el cabello se seque al aire. En el caso de los peinados, hay que evitar las trenzas apretadas o las collas de caballo, ya que pueden tirar del cabello desde la raíz y provocar una caída excesiva.