Quantcast

Cómo reparar una pared con humedad

La humedad en las paredes es un problema bastante frecuente, por ello no hay de qué avergonzarse. El verdadero problema es cuando no se hace nada al respecto, lo cual en ocasiones puede generar un riesgo. No solo es un asunto de estética, sido también de salud. Pero muchas personas prefieren hacer caso omiso ante las señales y las manchas.

Las alergias, el asma o la rinitis son solo algunos de los problemas que pueden ocasionar las paredes con humedad. Esto se debe a la humedad que cubre el aire, la cual se puede detectar fácilmente con tan solo olfatearlo. Ese aroma tan característico que suele recordar a la ropa recién seca, los vidrios empañados o el moho.

La casa también se ve afectada, y no solo por las manchas. La humedad puede afectar la estructura de esta, por lo que se debe atender con rapidez ante las primeras señales. Si tardas demasiado en actuar es probable que el problema se vuelva irreparable.

Para estos casos se deben tomar algunas medidas al respecto, es por ello que si deseas salvar tus paredes (y proteger tu salud) lo mejor que puedes hacer tomar en cuenta lo siguiente: No pintes la pared, bajo ninguna circunstancia apliques pintura sobre una pared con humedad.

Esto no solo será un desperdicio total de dinero y tiempo, ya que no servirá de nada.  Sin contar que podrías terminar empeorando la situación. Así que antes de que lo pienses, no apliques pintura.

Teniendo este bien claro, es momento de proseguir. Para reparar alguna pared que esté humedecida, lo primero que debes hacer es conocer la causa de la humedad.

Causas de la humedad en las paredes

Causas de la humedad en las paredes
  • Para comenzar, la humedad por filtración se genera cuando el agua penetra la pared a través de alguna grieta o hueco. Generalmente se debe a la presencia de una fisura en alguna tubería, aunque esto no es necesario siempre ya muchas veces los materiales empleados para construir muros, tienden a ser porosos. Como resultado de esto pueden absorber la humedad en el aire, especialmente si no están protegidos.
  • Humedad por condensación en cambio es uno de los problemas más frecuentes en el hogar. Esta ocurre cuando las paredes están expuestas a una constante cantidad de humedad, generalmente esta humedad proviene del vapor acumulado en el interior, y no del exterior de la estructura. La condensación se forma cuando la humedad del aire tiene contacto con alguna superficie fría, lo cual provoca el empañamiento en los espejos las ventanas. Con el tiempo esta humedad se condensa hasta afectar las paredes.
  • Por último, la humedad por capilaridad está presente a lo largo de todo el año. Se produce por el agua y las sales minerales que están en el terreno bajo tu casa, esta humedad asciende por las paredes y se asienta ahí. Cuando los terrenos presentan un exceso de humedad, los materiales que conforman el muro la absorben, afectando no solo la estructura sino las bases, sin contar el exterior de la casa.

Reparar una pared con humedad          

Para este trabajo existen varios métodos, algunos son genéricos y otros van de acuerdo al tipo de humedad que afecte la estructura. Para la humedad  proveniente del exterior se pueden aplicar los siguientes productos:

  • En caso de que  los repellos exteriores falles se puede aplicar pinturas impermeables.
  • Si a pared presenta grietas o fisuras, se pueden aplicar algunos selladores hechos de silicona o poliuretano.
  • En si hay goteras en el techo se pueden aplicar algunas membranas asfálticas o líquidas para sellarlas.

Por otro lado, para acabar con un tipo en específico de humedad es necesario tratarla con métodos particulares:

  • Para eliminar el moho se debe en primer lugar extraer la humedad con ayuda de un deshumidificador, luego podrás aplicar algún producto anti hongos.
  • En el caso de la humedad capilar se deben eliminar las partes afectadas por la humedad, para luego reconstruirlas y reforzarlas con algún impermeable o una membrana. De esta forma se podrá eliminar la humedad y añadir una capa de protección extra.
  • La inyección de resina es otra alternativa para tratar la humedad capilar. Para ello se perfora la pared afectada y luego se procede a inyectar resina. Este método es el más empleado en los casos que la humedad ataca las bases de las paredes. La resina se solidificará al entrar en contacto con el agua, generando una barrera aislante.

Recomendaciones para tratar la humedad en las paredes

Recomendaciones para tratar la humedad en las paredes
  • Recuerda no pintar sobre una pared manchada con humedad, esto no solucionará el problema.
  • Trata el problema a tiempo para que no empeore y termine afectando tu casa y tu salud.
  • Identifica el tipo de humedad antes de proceder con cualquier método para repararla.
  • No escatimes en gastos, es mejor llamar a un profesional si no sabes cómo solucionar este problema. La integridad de tu hogar y tu salud valen mucho más.

Ahora sabes qué hacer.