Quantcast

Trabajo dice que sin “el factor estacional” el paro hubiese bajado en enero

El secretario de Estado de Empleo y Economía Social, Joaquín Pérez Rey, ha afirmado este martes que sin “el factor estacional” tan marcado del mercado laboral, el paro hubiese bajado en enero.

“El patrón negativo se repite en enero de 2021, pero es destacable que este enero sea mejor que el de 2020, antes de que el país empezase a sufrir la crisis del Covid”, ha remarcado Pérez Rey durante la rueda de prensa para presentar los datos de paro registrado y afiliación a la Seguridad Social del mes de enero.

Así, ha señalado que, en enero, con los efectos de la pandemia y las restricciones de movilidad para hacer frente a la tercera ola, el número de personas en paro aumentó en más de 70.000, mientras que en enero del año pasado, el incremento fue de 92.000.

De hecho, ha puesto en valor que el mes de enero de este año es el cuarto mes de enero “con menos aumento del paro desde 2008” y que se sitúa en 34.000 personas por debajo del aumento medio del paro registrado en un mes de enero desde 2008.

“El aumento del desempleo es siempre una mala noticia”, ha dicho Pérez Rey, que piensa que la evolución del paro hay que calificarla de “mesurada” si se compara con la crisis financiera.

De hecho, cree que la cifra de parados de enero sirve para cuantificar los “efectos positivos” que han tenido las medidas puestas en marcha por empresas, sindicatos y Gobierno a través del diálogo social para proteger el empleo. “Gracias a esta menor destrucción del empleo, el paro aumentó de forma contenida y muy por debajo de lo que sucedió en la crisis anterior”, ha añadido.

Por su parte, el secretario de Estado de Seguridad Social y Pensiones, Israel Arroyo, ha afirmado que enero ha sido “un mes considerablemente mejor” que el de diciembre.

De hecho, ha hecho hincapié en que la afiliación sumaría ocho meses consecutivos positivos en términos desestacionalizados desde el peor momento de la crisis, que se produjo en mayo.

“El ritmo de recuperación del empleo básicamente ha calcado el comportamiento de la pandemia y de las medidas puestas en marcha”, según ha incidido el secretario de Estado, que ha recordado que enero es un mes “negativo” en el que terminan determinadas campañas navideñas y no han comenzado aún otras campañas estacionales, pero aún así este mes de este año “es menos malo que otros”.

Según Arroyo, “enero ha tenido un buen comportamiento en afiliación descontando los factores estacionales y se ha visto afectado por situaciones climatológicas adversas”, pero ha afirmado que los nuevos mecanismos de protección que se han prorrogado “continúan haciendo su labor”.

En esta línea, Arroyo piensa que las medidas puestas en marcha por el Gobierno en el marco del diálogo social para hacer frente a la crisis “se han convertido en un estabilizador automático de la economía”.

Según ha señalado, si el ritmo de recuperación de la afiliación del mes de enero se mantuviera, “se estaría hablando de que se hubiera recuperado el nivel de afiliación previo a la crisis a finales de año, después del verano”.