Quantcast

Cómo hacer unas salchichas al vino que queden deliciosas

Las salchichas al vino es una receta suculenta y sencilla de preparar. Cuando estas se cocinan en vino absorben el sabor y todos sus aromas, dejando unas tiernas, jugosas y deliciosas salchichas.

Desde hace mucho tiempo el vino no solo ha funcionado para acompañar las comidas, también es parte de los ingredientes para prepararlas. Aunque muchos podrían decir que es una mala combinación, lo cierto es que el vino y la comida en especial las salchichas, son una pareja perfecta.

El vino no tiene altos niveles de alcohol por lo que en vez de ocultar u opacar los sabores de las comidas, lo que hace es realzar los sabores con el toque medianamente ácido. De hecho, hay algunas veces en el que un determinado plato hace realzar el sabor de algunos vinos, así que definitivamente son una pareja perfecta.

El uso del vino en las comidas debe tener prudencia, es decir, se debe elegir el vino correcto para cada comida. En el caso de las salchichas hay quienes usan vino blanco o vino tinto , el sabor varía pero de ambas maneras es delicioso.

¿Cómo elegir el vino correcto para las salchichas?

¿Cómo elegir el vino correcto para las salchichas?

Así como los grandes restaurantes saben qué tipo de vino va de acuerdo a cada platillo , el proceso es similar a la hora de cocinar con ellos. El vino debe armonizar y combinar con la preparación, conciliar el equilibrio entre sabores y aromas.

Para poder conseguir el vino perfecto para las salchichas o en el resto de los platillos, es necesario que conozcas la intensidad del plato y la intensidad del vino.

Lea TAMBIÉN: LA RECETA PARA HACER UN COCIDO MADRILEÑO EN LA THERMOMIX

En el caso de los tintos, son los que ofrecen un color explosivo a las comidas, mientras que los blancos otorgan el toque de acidez justo en las preparaciones. En cuanto a las salsas de tomate con carnes rojas el vino tinto es la primera opción y el blanco para sazonar hacer salsas de crema, verter en carnes blancas, pescados y o mariscos.

Si hablamos de calidad, siempre es bueno elegir un buen vino. No precisamente algo costoso o de renombre, pero es importante que tenga el toque y sea aceptable para poder hacer la preparación. Cualquier vino de mala fama puede arruinar la receta y sus sabores.

En resumidas cuentas, el vino puede ser usado para caramelizar, marinar y unir sabores y eso es lo que precisamente haremos con las salchichas al vino.

¿Cómo preparar unas salchichas al vino deliciosas?

¿Cómo preparar unas salchichas al vino deliciosas?

Como ya lo mencionamos anteriormente, algunos hacen las salchichas con vino blanco y otros con vino tinto, así que te daré el paso a paso de ambas preparaciones y tu serás quien decida cuál probar primero.

Salchichas al vino blanco

Ingredientes

  • Cebolla 100 g
  • 4 salchichas de carne de cerdo
  • Vino blanco 100 ml
  • Aceite de oliva extra virgen 15 ml
  • Sal
  • Pimienta negra molida

Preparación

Pela la cebolla y corta en julianas. Mientras calienta un poco de aceite de oliva en un sartén y coloca a fuego medio. Cuando ya esté caliente añade y revuelve durante 10 minutos.

Añade sal y pimienta con prudencia, recuerda que las salchichas tienen sabor y el vino será quien otorgue el gusto.

Una vez que la cebolla esté dorada y jugosa, añade el vino e incrementa el fuego. Deja que evapore un poco el alcohol durante un minuto máximo dos y posteriormente incorpora las salchichas.

Voltea para que se puedan dorar por todos lados y baja el fuego. Deja cocinar con el sartén tapado durante unos 25 a 30 minutos. Revisa que estén con textura suave y retira.

Salchichas al vino tinto

Salchichas al vino tinto

Ingredientes

  • 500 gramos de salchichas frescas (cerdo, pollo o pavo)
  • 2 cebollas medianas
  • 4 dientes de ajo
  • Vino tinto
  • Aceite de oliva extra virgen
  • Sal, pimienta y romero

Preparación

Previamente y para que estén más jugosas, vierte en un recipiente un vaso de vino e introduce las salchichas junto con unas ramas de romero. Deja reposar durante 30 minutos.

Coloca en un sartén un poco de aceite de oliva, las cebollas cortadas en julianas y los dientes de ajo. Remueve bien durante 10 minutos.

En otra sartén, añade un poco de aceite de oliva y dora por ambos lados las salchichas que previamente marinaste. Añade otra ramita de romero para complementar.

A continuación une las salchichas con la cebolla y los ajos y añade un vaso de vino tinto. Cocina a fuego lento durante 5 a 10 minutos.

Añade un poco de sal y pimienta al gusto y listo.

Puedes acompañar con un poco de pan tostado o puré de patatas, también con una guarnición de arroz blanco. Desde luego añade una copa de vino al platillo y listo.

Sin importar cual sea la opción recuerda que las salchichas y la charcutería en general es grasa, por tanto debes acompañar con un vino con un toque ácido para que ayude a limpiar el paladar y te permita disfrutarlo sin complicaciones.