Quantcast

Maroto recuerda que el Gobierno ya retrasó la subida del impuesto de matriculación

La ministra de Industria, Comercio y Turismo, Reyes Maroto, ha recordado este jueves en el Congreso que hace más de dos años, al poco de asumir el cargo de ministra, ya retrasó la entrada en vigor del nuevo método de medición de emisiones WLTP, que implicará una subida del impuesto sobre matriculación.

Y es que, durante su comparecencia ante la Comisión del ramo de la Cámara Baja, grupos de la oposición como el PP, Ciudadanos, el PDeCAT o el PNV han reclamado al Gobierno no aplicar esta subida, aplazarla o aminorar su impacto.

«No solo hemos sido sensibles, sino que en agosto de 2018, apenas llegados al Gobierno, aprobé una moratoria para retrasar el impacto que hubiese tenido», ha explicado, defendiendo que el Gobierno «ya dio respuesta al impacto que hubiese tenido» este sistema de medición, consecuencia de una normativa comunitaria, que se habría aplicado si no en septiembre de 2018.

EL PLAN RENOVE VA POR 30 MILLONES DE LOS 250 PRESUPUESTADOS

En todo caso, sí que ha reconocido estar «analizando distintas medidas» ante la «preocupación» del impacto en el precio medio y en la demanda, señalando cómo la falta de confianza y la crisis provocadas por la pandemia de Covid han aminorado las ventas, incluso a pesar de las medidas de estímulo.

En este sentido, ha alertado ante los diputados de que de los 250 millones de euros presupuestados para el Plan Renove de vehículos «únicamente se han gastado 30 millones de euros». «Eso tiene que ver con elementos de la pandemia, con la confianza, con la falta de movilidad», ha incidido Maroto, señalando que «la gente necesita confianza».

«HAY ALTERNATIVAS INDUSTRIALES PARA NISSAN»

Otra de las cuestiones a las que ha tenido que responder Maroto ha sido las soluciones en las que trabaja el Gobierno ante el cierre previsto en las plantas de Nissan en España, respecto a lo cual el portavoz del PDeCAT, Ferrán Bel, ha advertido de cómo 78 empresas de 69 proveedores se ven afectadas por el cierre, y 23 de ellas tienen un riesgo muy elevado de cierre.

Maroto ha destacado cómo el acuerdo alcanzado con la compañía ha permitido garantizar que hasta el 31 de diciembre de 2021 no se cerrará la planta –«Hemos ganado tiempo y nos va a permitir buscar una solución de reindustrialización»– y se ha remitido a las informaciones dadas tras cada reunión de la mesa por la reindustrialización de esas plantas, la última la semana pasada.

«Quiero ser prudente. Se está avanzando en una solución a la reindustrialización de la planta, hay alternativas industriales», ha avanzado la ministra que, en todo caso, ha señalado que existe «consenso» entre todas las partes implicadas que, en la búsqueda de una alternativa industrial, esta «tenga que ver con la automoción o la movilidad».