Quantcast

Israel pide a González Laya declarar «terrorista» a Hezbolá

El ministro israelí de Asuntos Exteriores, Gabi Ashkenazi, ha pedido este miércoles a su colega española, Arancha González Laya, que España, como «país que ha sufrido el terrorismo», se una a los países que ha declarado organización terrorista a Hezbolá «en su integridad», no solo su rama militar.

En una rueda de prensa conjunta en Jerusalén, donde ha viajado la ministra española, Ashkenazi se ha mostrado satisfecho de que la ministra española le haya informado de que en España «está prohibida por ley» la actividad del movimiento BDS que promueve boicot, desinversión y sanciones –a eso responden sus siglas– contra Israel.

También ha saludado que España haya asumido la definición de antisemitismo de la Alianza Internacional para el Recuerdo del Holocausto (IHRA). González Laya ha señalado que ha mencionado este asunto en su reunión con su colega para dejar claro que España se toma muy en serio la lucha contra el antisemitismo.

En cuanto a su petición sobre Hezbolá, la ministra ha respondido que en España se aplica la lista europea y que España no tiene autoridad para incluir o excluir organizaciones de esa lista. Según ha dicho, España apoyó la inclusión de la rama militar de Hezbolá en esa lista.

También ha afirmado que España es «extremadamente cuidadosa en asegurar que organizaciones terroristas de cualquier tipo desarrollen ningún tipo de actividad en España. Como país que ha sufrido el terrorismo «interno e internacional», ha dicho, España sabe que es «importante defenderse por todos los medios» y por eso trabaja con otros socios y con la ONU para ser «firmes defensores de la libertad».

Ashkenazi también ha agradecido a González Laya el apoyo de España en una reciente votación internacional –según fuentes diplomáticas, fue una votación en el seno del Consejo de Derechos Humanos en la que España y todos los socios europeos se abstuvieron– y ha confiado en que la «buena relación» entre los dos países se vea «reflejada en los patrones de voto de España en las organizaciones internacionales».

COLABORACIÓN ECONÓMICA Y CIENTÍFICA

El viaje de González Laya es el primero de un ministro de Exteriores español a Israel en seis años. Ambos gobiernos se han mostrado dispuestos a reforzar la colaboración en materia económica, tecnológica y científica. Además, quieren cultivar el legado común y para eso han inaugurado la Academia del ladino. La ministra española ha invitado a su colega a viajar a España.

Además, los dos ministros han visitado el memorial que honra a diplomáticos reconocidos por salvar judíos durante el Holocausto como «Justos Entre Las Naciones», entre ellos cuatro diplomáticos españoles.

González Laya, que viajará el miércoles a Ramala, tiene también el objetivo de intentar facilitar la vuelta a las negociaciones entre israelíes y palestinos para procurar una solución del conflicto basada en dos Estados que vivan en paz y seguridad, todo ello en torno al próximo 30 aniversario de la Conferencia de Madrid.

No obstante, ha dejado claro que no se trata de proponer una nueva conferencia, porque ningún diálogo empieza así, sino de facilitar la construcción de confianza entre ambas partes para que se reinicie el diálogo.

En cuanto a si España reconocerá a Palestina como Estado, se ha limitado a señalar que «España ya ha dicho en el pasado que estará lista para reconocer a Palestina como estado cuando se den las condiciones» y que lo mantiene.

ISRAEL PIDE CONVENCER A LOS PALESTINOS

Por su parte, su anfitrión le ha pedido directamente a la ministra española que cuando viaje a Ramala «convenza» a los palestinos para «volver a la mesa de negociaciones y negociar directamente con Israel».

Ashkenazi ha puesto en valor los Acuerdos de Abraham alcanzados por su país con Bahrein y Emiratos Árabes Unidos (EUA) y la normalización con Sudán, pero ha asegurado que no será a expensas del conflicto con los palestinos. Aunque está de acuerdo con la necesidad de medidas de confianza, cree que hace falta voluntad política. «No solo está la puerta abierta, necesitamos diálogo directo», ha dicho.

De su lado, González Laya ha dicho que el plan del presidente saliente de EEUU, Donald Trump, ha tenido «la virtud» de volver a poner el conflicto israelo-palestino en el centro del interés internacional. Ahora, a su juicio, es momento de dar un nuevo impulso a la negociación.

En su opinión, la lucha contra la pandemia de Covid-19 abre una oportunidad para construir esa confianza entre ambas partes. González Laya ha subrayado que todos los ciudadanos, incluidos los palestinos, deben tener acceso a la vacuna, pero Ashkenazi no ha sido concluyente cuando se le ha preguntado si Israel la compartirá con ellos.