Quantcast

Del primer carnet al DNI 4.0: así ha cambiado

El Documento Nacional de Identidad o DNI nació hace 75 años. Tres cuartos de siglo que han dado para muchos cambios. Nació como un documento infalsificable e intransferible para acreditar la identidad. Debía ser portado por todos los españoles mayores de 16 años. Se planteó en el año 44 pero con la pobreza y la posguerra, no fue hasta el 55 cuando se emitió el primero para una persona civil. Esta fue una valenciana, quien recibió su primer DNI físico.

Ahora, la Policía Nacional, que es quien se encarga de la emisión de este documento celebra su aniversario con una exposición. Esta muestra estará abierta hasta el próximo 6 de enero de 2021 en la Casa de la Moneda de Madrid. Allí se podrá hacer un repaso por la historia del DNI, su evolución, sus diseños e incluso las máquinas de expedición del documento. 75 años dan para muchas anécdotas y curiosidades y en esa exposición las vamos a tener reunidas.

El precursor del DNI

cartilla

El DNI no nació hasta el año 1944 cuando Franco firmó el decreto de creación de un documento que acreditara la identidad de todos los españoles y que fuera personal e intransferible. También debía de ser infalsificable.

Antes de eso, había un registro de identidades. Como no podía ser de otra forma, era la Iglesia quien se encargaba de ello. La Iglesia a través de partidas de nacimiento, bautismos y bodas, hacía un registro de toda la sociedad.

Es por eso que, si se quiere acudir al árbol genealógico de antes del año 44, se debe acudir a estos registros en las iglesias. También existieron los pasaportes de nacionalidad a partir de una ley firmada en el año 1871. Era independiente de la religión.