Quantcast

La Plataforma del Voluntariado explica a los Reyes el trabajo realizado por el estado de alarma

Los Reyes mantuvieron este martes una videoconferencia con los responsables de la Plataforma del Voluntariado de España (PVE), organización que representa a 80 entidades de voluntariado a nivel estatal en diferentes ámbitos para conocer su labor durante el estado de alarma.

En la videoconferencia, por parte la Plataforma del Voluntariado han participado el presidente, Luciano Poyato; la vicepresidenta, Francisca Sauquillo; la directora, Mar Amate, y la coordinadora de programas y proyectos, Mónica Sánchez. Todos ellos explicaron a los Reyes que el número de voluntarios estimado en toda España es de 2,7 millones de personas, de las cuales más del 50% (1,5 millones) están implicadas en el voluntariado social muy activo en esta crisis del coronavirus.

Además, les trasladaron que la PVE está centrando su trabajo en facilitar que todas las entidades de voluntariado, especialmente las pequeñas y medianas, puedan trabajar y apoyar con todo su voluntariado; canalizando y atendiendo las ganas de participar de muchas personas que, sin hacer antes voluntariado, desean colaborar en este momento, así como atendiendo ofertas de colaboración de empresas que ponen recursos y personas a disposición de la sociedad en esta coyuntura, según informaron fuentes de La Zarzuela.

Además están manteniendo interlocución con administraciones con el fin de crear espacios y normativas que apoyen el voluntariado y que se pueda llegar así al máximo de necesidades.

Los portavoces de la PVE expresaron a los Reyes la necesidad de «aprovechar este momento de muestra de solidaridad por parte de un gran sector de la sociedad para mantener este impulso solidario más allá de la crisis sanitaria y del estado de alarma».

La PVE ha solicitado apoyo para facilitar la acción de las personas voluntarias, tanto en lo referido a equipos de protección, como al reconocimiento de su tarea y los permisos necesarios para estar en la vía pública. Muchas personas voluntarias que pertenecían a los colectivos de riesgo, principalmente personas mayores, han pasado a tareas de voluntariado virtual dejando atrás las tareas que requerían contacto físico o cercanía con otras personas.

Actualmente los programas de voluntariado más relevantes son los de atención psicológica a personas mayores, cuidadores de personas mayores, personal sanitario y socio-sanitario. También los de atención a colectivos de inmigrantes, en situación irregular, que han visto desaparecer sus fuentes de ingresos.

SERVIMEDIA