Quantcast

El PP considera “un indulto encubierto” que Sánchez esté “dispuesto a rebajar el delito de sedición”

El portavoz del PP en el Senado, Javier Maroto, mostró este martes su “indignación” al “comprobar que el presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, está dispuesto a rebajar el delito de sedición” para “pagar el precio político” de su investidura, lo que a su juicio implica abogar por “un indulto encubierto” a los líderes secesionistas condenados por el ‘procés’.

En rueda de prensa, Maroto se revolvió contra las declaraciones del jefe del Ejecutivo anoche en TVE al ser preguntado por reformas en el Código Penal para modificar el delito de sedición. Sánchez respondió que “paso a paso” y que “toda esta crisis” en Cataluña ha “demostrado” que el vigente Código Penal “no corresponde” con la época que ha vivido España.

Maroto explicó que el PP “se indigna, como muchos españoles, al comprobar que el presidente del Gobierno está dispuesto a rebajar el delito de sedición para pagar el precio político a quien le ha hecho presidente”, esto es, a los independentistas de ERC. A su juicio, la reunión que mantendrá Sánchez con el presidente de la Generalitat, Quim Torra, “está enclavada en un debate reducir la pena de delito de sedición y eso es lo mismo que un indulto encubierto”.

En palabras de Maroto, todo esto es “alarmante” porque “va en la línea de lo que ya decía Gabriel Rufián (portavoz de ERC en el Congreso) en el debate de investidura”. En su opinión, el encuentro entre Sánchez y Rufián, que en principio se producirá la primera semana de febrero en Barcelona, “lo único que desinflama es la situación de angustia que tiene Sánchez por aprobar los Presupuestos”.

“Los independentistas se reúnen para hablar de la independencia de Cataluña y el Gobierno del PSOE se reúne entre otras cosas para iniciar el trámite de la modificación del Código Penal” para rebajar el delito de sedición, analizó el portavoz parlamentario de los populares en la Cámara Alta.

Denunció de nuevo que Sánchez “esté haciendo exactamente lo que piden los independentistas”. “Creo que para eso va a Barcelona, para dejar prueba manifiesta a Torra y a Junqueras de que lo que le exigió Rufián en el Congreso se va a hacer realidad y (él) hablaba de amnistía”, criticó Maroto.

SERVIMEDIA