Quantcast

La pobreza energética se duplica entre las madres solteras en sólo seis años

El 16,4% de las familias monoparentales en España, en su gran mayoría encabezadas por mujeres, tiene problemas para mantener su hogar a una temperatura adecuada, una cifra que, según los datos de la oficina estadística europea (Eurostat), se ha duplicado en los últimos seis años.

España es el octavo país europeo con más proporción de madres solteras que sufren pobreza energética, un problema que ha aumentado considerablemente en los últimos años. Si en 2017 el porcentaje de pobreza energética entre las familias monomarentales era del 14,1%, en 2018 subió más de dos puntos.

“Este nuevo dato viene a confirmar cómo el índice de riesgo de pobreza o exclusión social afecta especialmente a las familias monoparentales, sin que desde las administraciones públicas se adopten políticas integrales que vayan más allá de medidas concretas”, denunciaron desde la Federación de Asociaciones de Madres Soleteras (FAMS).

Esta organización lleva años pidiendo que estas unidades familiares “sean reconocidas legalmente como parte de la diversidad familiar y deje de abordarse únicamente como una situación de pobreza”.

Según el informe ‘Madres y Punto. La realidad invisible de la monoparentalidad en España’ realizado por la federación de madres soleteras, el 70% de las madres que encabezan familias monoparentales afirman que su salario no les permite cubrir su gasto familiar, mientras que el 61% reconoce incapacidad para afrontar gastos derivados de la vivienda.

En España hay cerca de 1,9 millones de familias monoparentales, de las cuales el 83% están formadas por una mujer y sus hijos. “El empobrecimiento de estas familias es un hecho ante el que el nuevo Gobierno debe actuar con urgencia”, aseguró la organización de familias monomarentales.

Según otro informe de Save the Children, más de la mitad de las madres que viven solas no pueden afrontar gastos imprevistos como comprar unas gafas nuevas a sus hijos. De hecho, dos de cada diez ha tenido retrasos en los pagos del alquiler o la hipoteca, mientras que un 8% no consigue comer carne o pescado cada dos días.

SERVIMEDIA