Quantcast

La Guardia Civil desmantela una organización que introducía grandes cantidades de hachís en España

La Guardia Civil ha desarticulado una red delictiva que introducía grandes cantidades de hachís en España y ha detenido a cinco personas durante la operación policial.

En el marco de la operación Azariel, la Guardia Civil incautó 3 toneladas de hachís, 4.595 blister de picadura de tabaco, una embarcación, un vehículo, 1.590 libras esterlinas escocesas en efectivo y un gran número de teléfonos móviles que pertenecía a la organización.

Los agentes detuvieron a cinco personas de nacionalidad británica. Algunos eran los responsables de la red y otros eran los encargados de gestionar la logística y distribución de las sustancias estupefacientes.

La operación se inició cuando el Centro Operativo de Servicios (COS) de la Comandancia de Málaga avistó una embarcación semirrígida ocupada por dos individuos que estaban traspasando numerosos fardos de hachís a una embarcación de recreo de bandera británica.

Una vez alertados, el Servicio Marítimo Provincial se acercó a la embarcación y procedió a la detención de cuatro personas y a la incautación del hachís y 1.590 libras esterlinas escocesas en efectivo. La investigación de la Guardia Civil llevó a la identificación de otros miembros de la red, que resultaron ser los encargados de la logística de la organización. Uno de ellos fue detenido y el otro se encuentra actualmente huido.

La organización trasladaba la droga de embarcaciones rápidas a otras recreativas en alta mar para introducir la droga en los puertos deportivos donde habían contratado los amarres de las embarcaciones

SERVIMEDIA