Quantcast

Un veterinario sacrifica por error al perro de una familia tras confundir su identidad con la de otro del mismo nombre

Un veterinario sacrificó por error el perro de una familia de Utah (Estados Unidos) tras confundir su identidad con la de otro perro que llevaba el mismo nombre.

Andrea Martínez, dueña del Ziggy, un perro salchicha, acudió con la mascota al veterinario tras notar que el animal respiraba con dificultad.

Tras examinar al can, el especialista pidió permiso a Martínez para intervenirle quirúrgicamente,, cosa a la que la dueña accedió.

Mientras intervenía a Ziggy, el veterinario se percató de que la dolencia era más grave de lo que esperaba, por lo que necesitaba ampliar su tratamiento y volvió a pedir permiso para realizar una nueva intervención o sacrificarlo.

Sin embargo, Martínez afirma que nunca se produjo esa segunda petición.

“No me llamaron”, insistió Martinez. “Llamó  a otra mujer pensando que era yo, y decidieron sacrificar a Ziggy”, explicó.

Posteriormente se pusieron en contacto con ella para comunicarle la muerte de Ziggy. Martínez comenzó a protestar y desde la clínica se percataron de su error.

“Lamento mucho que esto haya sucedido, nos confundimos y terminamos llamando a la madre de otro perro “, comentó la afectada a KUTV, explicando el malentendido. Según el veterinario, el perro tenía el mismo nombre del animal sacrificado.

Martínez dijo que “no puede dejar de llorar” y que no sabe cómo decirle a su hija de 6 años que “su mejor amiga murió”.

Según el citado medio, la clínica, cuyo nombre no ha trascendido, se disculpó con la familia, además de regalarles  una urna, una placa y un adorno navideño con la huella de la mascota.