Quantcast

El Consejo de Gobierno de la ULL aprueba el proyecto de presupuestos por valor de 156 millones de Euros

El Consejo de Gobierno de la Universidad de La Laguna aprobó hoy 29 de noviembre el presupuesto del centro académico para el ejercicio de 2020, y que se eleva a 156 millones de euros. El documento de previsión de ingresos y gastos recibió así 26 votos a favor, 4 en contra y una abstención, y fue presentado por el gerente de la institución, Juan Manuel Plasencia, quien señaló que el monto global ha experimentado un aumento de 2,5% con respecto al año anterior.

El gerente apuntó que este texto debe estar alineado con el plan de gobierno de la institución y que, en todo caso, ha sufrido una notable modificación, de tal forma que está más orientado hacia la consecución de objetivos determinados. La dependencia de las transferencias corrientes de la Consejería de Educación, Universidades y Deportes del Gobierno de Canarias sigue siendo la tónica habitual, de tal modo que solo el 16% proviene de otras vías, explicó el gerente, una situación que pretende ir revirtiendo y conseguir cada vez mayor proporción de ingresos propios.

A ello se añade que el 86% es gasto estructural, por lo que la capacidad operativa para realizar proyectos e iniciativas se limita al 13,82%. En cuanto a los gastos, indicó que se destinan importantes partidas para llevar a cabo medidas correctivas previas en las infraestructuras, al tiempo que se dedica buena parte a la modernización de los procesos administrativos, a la formación y el alineamiento del personal en este ámbito y a un nuevo sistema de gobernanza más abierto y participativo, así como el aumento de las ayudas a los estudiantes.

Del montante global, que pasará ahora a refrendo del Consejo Social para su aprobación definitiva, un total de 125.449.960 euros irá destinado a los gastos de personal, mientras que 22.304.425 corresponden a gastos corrientes y servicios y 82.262 a gastos financieros. En transferencias corrientes se ha previsto 1.044.944 euros, en inversiones reales 5.420.485, en activos financieros figura una partida de 1.200.000 y, por último, 567.368 euros se destinarán a pasivos financieros.

Por su parte, en el capítulo de ingresos, en tasas, precios públicos y otros ingresos se prevé una cantidad de 21.036.000 euros; en transferencias corrientes se apunta 130.979.444; en ingresos patrimoniales se ha presupuestado 860.000 euros; en transferencia de capital se ha presupuestado 1.494.000 euros, mientras que en activos financieros permanece igual que el año anterior, con 1.700.000 euros.

Profesorado emérito y honorario

En el intento de renovar la plantilla y conciliarlo con la necesidad de retener el talento de los docentes de mayor experiencia, la vicerrectora de Profesorado Docente e Investigador, Rocío Peña, presentó en la sesión la propuesta de modificación del actual reglamento que regula la figura del docente emérito, y que fue aprobada por unanimidad. Peña explicó que la figura estará destinada a los jubilados de forma forzosa, que hayan prestado al menos diez años de servicio activo en la Universidad de La Laguna, sin informe negativo alguno, que cuenten con al menos cuatro sexenios de investigación y que el último esté en activo, además de haber obtenido al menos de 60 puntos en la base del baremo nuevo incluido en el citado reglamento. Se quiere por tanto que sea alguien activo desde el punto de vista investigador en la última década. Igualmente, se ha constituido una partida presupuestaria de 68.000 euros para 2020, fijándose en cinco el número máximo de profesorado a contratar en cada curso académico, salvo el primer año, que será mayor dado que no existe esta convocatoria con anterioridad.

La misma vicerrectora dio cuenta de la propuesta de profesores honorarios de la Universidad de La Laguna, de las que tres proceden de tres ex rectores, y que por defecto son aprobadas como tal. Se trata de los catedráticos José Gómez Soliño, María Luisa Tejedor Salguero y Ángel Gutiérrez Navarro. Además, se han presentado las solicitudes de Fernando Pérez González, Gonzalo Lozano Soldevilla, Manuel Navarro Ibáñez, Lorenzo Moreno Ruiz y de Pedro Oromí Masoliver. Todas ellas recibieron el visto bueno del órgano colegiado.

Rocío Peña informó asimismo de la oferta de empleo público para el personal docente e investigador para 2020, que se eleva a 14 plazas para titular de universidad, 28 para contratado doctor, 4 para profesorado titular vinculado al perfil de los I3 (contratados Ramon y Cajal y otro), 4 plazas de contratado doctor para estos mismos programas y 8 de catedráticos de universidad, en este caso por promoción interna. La propuesta ha sido ofrecer el 100% para titulares y contratados doctores, más la de catedráticos, con lo que la oferta es de 58 plazas.

Consejo de Estudiantes y aulas de informática

La vicerrectora de Estudiantes y Empleabilidad, Lastenia Hernández, presentó el reglamento que regulará el Consejo de Estudiantes, un órgano de representación y consulta de este colectivo y que ha sido aprobado por unanimidad, de tal forma que toca ahora la constitución de este órgano, muy reclamado por el alumnado.

Por su parte, el vicerrector de Agenda Digital y Modernización, Jorge Riera, explicó el plan de gestión centralizada de aulas de docencia informática. Señaló que en la actualidad la Universidad de La Laguna cuenta con 12 centros con 48 aulas y 1093 ordenadores, además de los ordenadores de préstamos de biblioteca. Se trata, apuntó Riera, de un modelo heterogéneo, dado que no todos los centros utilizan los mismos sistemas operativos y aplicaciones, además de ser un modelo de administración no profesional. El vicerrector agregó que se va a nombrar un responsable de informática, que recabará las necesidades de software de cada año y reportará las necesidades al Servicio TIC, para así ir migrando a un nuevo sistema de gestión de estas infraestructuras.

El vicerrectorado quiere redefinir así el servicio que se presta, adaptarlo a los nuevos tiempos, y por tanto combinar el modelo clásico con el ordenador conectado a la red, con el de escritorio y aplicaciones virtualizadas, a lo que se suma el de una infraestructura de salas abiertas para equipos autónomos que favorezcan el trabajo en grupo. Igualmente dio cuenta de la convocatoria de becas de formación teórica práctica y mentoría entre iguales.

Inspección y contratos

La jefa del Servicio de Inspección, Antonia Rodríguez, presentó al órgano colegiado el informe de actuaciones llevadas a cabo en el curso 2018/19, cuando se analizó el control de las tutorías de los grados de Psicología y Logopedia, con un alto grado de cumplimiento, al tiempo que también se analizó la adecuación de las guías docentes, en las que también se obtuvo un buen resultado. Igualmente se inspeccionó el Servicio de Alojamiento y en concreto el funcionamiento de la Residencia Parque de las Islas, donde se recogieron propuestas de mejora.

Para este curso académico, el Servicio de Inspección analizará el funcionamiento de las titulaciones de Ciencias Ambientales y de Antropología Social y Cultural, la Sección de Náutica, Máquinas y Radioelectróncia Naval y los tres colegios mayores restantes, además de las actuaciones ordinarias derivadas de los expedientes informativos que puedan surgir.

Asimismo, el Consejo de Gobierno adoptó una prórroga del primer Plan de Igualdad de Género, que a su vez ya experimentó otra prolongación. Se trata ahora de una prórroga de tan solo cuatro meses, hasta abril de 2020, para culminar el segundo Plan de Igualdad.

El órgano de gobierno también dio su visto bueno al gasto plurianual para iniciar el procedimiento de contratación de los servicios de asistencia y asesoría de arquitectura y arquitectura técnica para el estudio de propuestas de viabilidad acerca de proyectos de autoprotección y protección de incendios. Igualmente, fue refrendado el gasto plurianual para el servicio de mantenimiento de cerraduras electrónicas instaladas en al Universidad de La Laguna.