Quantcast

Casado cree que la “presión” del domingo puede derivar en elecciones generales

El líder del Partido Popular, Pablo Casado, opinó este jueves que la “presión” que se puede ejercer este domingo en la manifestación contra “la traición” del Gobierno “de ceder a los independentistas” puede derivar en que el jefe del Ejecutivo, Pedro Sánchez, se vea abocado a convocar elecciones generales.

Lo “primero” es la movilización ciudadana, remarcó en una entrevista en Esradio recogida por Servimedia ante la convocatoria de una concentración este domingo a las 12.00 en la Plaza de Colón en repulsa por la acción de Sánchez con respecto a Cataluña y la introducción de “un relator” en la mesa de partidos que Gobierno y Generalitat tratan de impulsar.

El presidente de los populares consideró “muy importante” que en esta manifestación PP, Ciudadanos, Vox, otros partidos y la sociedad civil vayan de la mano para lanzar la imagen de que “todo el constitucionalismo” defiende “la España de los balcones” y su malestar por la política del Gobierno de “cesiones” al independentismo catalán.

“La España que ha arrodillado Sánchez la tenemos que poner en pie y en marcha y eso podemos hacer a partir del domingo”, trasladó Casado. A partir de ahí, y una vez se vea la respuesta de la sociedad, explicó que no descarta “ningún otro mecanismo” contra Sánchez.

Planteó que las elecciones autonómicas y municipales del 26 de mayo se conciban como “una moción de censura democrática en las urnas” al Gobierno socialista, tras ver cómo “por desgracia” Cs ha dicho que no prestará sus votos para que salga adelante una moción en el Parlamento.

“¿Qué mejor moción de censura que dentro de 100 días tener tres elecciones?”, se preguntó Casado, para quien las 21 medidas del documento que el presidente de la Generalitat, Quim Torra, entregó a Pedro Sánchez “son para aplicar un 155 al Gobierno de España y para deponerle”.

Aunque “lo primero” sea la movilización, Casado aseguró que seguirá estableciendo contactos, “no solo con Cs para convencerles de que retiren ese no previo” a la moción, sino también con otras fuerzas políticas para ver qué apoyos políticos logaría “cualquier mecanismo parlamentario” y, para empezar, que Sánchez comparezca.

El líder de la oposición animó a “los españoles de bien” a sumarse a esta movilización para entonar un “váyase, señor Sánchez”. También invitó a los socialistas molestos con la gestión de Sánchez a ser “valientes” y tener “coraje” para frenar a su secretario general.

Casado también planteó la posibilidad de que “la presión del domingo haga que se tengan que convocar elecciones generales”. “Con tres elecciones convocadas y unos Presupuestos posiblemente fallidos probablemente no haya que descartar que el 2 de abril Sánchez se vea forzado a convocar elecciones, que es lo que él quería y sus barones no le dejaron”.

En palabras del líder del PP, lo que está haciendo el presidente del Gobierno con Cataluña “en el fondo es una enmienda a la totalidad del propio PSOE”. “Pedro Sánchez es un peligro nacional y un traidor, porque está traicionando el mandato de la Constitución y está aceptando una mediación internacional en Cataluña”, remachó.