lunes, 10 agosto 2020 8:32

Amazon cuenta con robots para despedir a sus empleados no productivos: “Nos monitorizan y supervisan”

Los trabajadores de Amazon acaban de poner en entredicho la imagen idílica de la compañía como lugar de trabajo. En concreto, los empleados de sus almacenes denuncian la presión a la que se encuentran sometidos mientras son controlados por robots que pueden decidir su despido.

Según ha sabido ‘The Verge‘, unas 300 personas contratadas a tiempo completo fueron despedidas de los almacenes de Baltimore, con 2.500 trabajadores de plantilla, entre agosto de 2017 y septiembre de 2018 por “falta de productividad”.

Los documentos publicados recogen el testimonio de algunos de los trabajadores que confirman que les “monitorizan y supervisan robots”. Denuncian cómo se les mide el rendimiento como si fueran máquinas, hasta el punto que es el propio sistema el que emite “automáticamente advertencias e incluso procesa automáticamente despidos, sin la intervención de los supervisores”, si detecta baja productividad.

Amazon mide de forma individual y automática el rendimiento de cada empleado en base al número de paquetes que preparan cada hora.  La presión es tal, según se deprende de la información,  que “algunos trabajadores evitan los descansos y las pausas para ir al baño”. Eso sí, los supervisores pueden “anular el proceso y en ocasiones los empleados pueden apelar” la decisión del sistema.

Desde Amazon España han querido defender que la compañía ofrece “salarios competitivos en la industria, un paquete completo de beneficios y oportunidades excelentes para el crecimiento profesional, a la vez que un ambiente de trabajo seguro y moderno para nuestros empleados”, y continúan señalando que, si no lo hicieran así “sería imposible contratar y mantener a los miles de trabajadores fijos en un mercado laboral tan competitivo como lo es el español”. Añaden además que “al igual que muchas empresas, tenemos expectativas de rendimiento. Esto es válido para todos los empleados de Amazon, independientemente de si son empleados corporativos o de un centro logístico”.

En cuanto a su forma de evaluar el rendimiento de los trabajadores, aseguran que en Amazon se apoya “a las personas que no alcanzan el nivel de desempeño que se espera de ellos con un entrenamiento dedicado para ayudarles a mejorar y tener éxito en su carrera en Amazon. Nunca despediríamos a un empleado sin antes asegurarnos de que haya recibido nuestro máximo apoyo, incluyendo un coaching específico para ayudarles a mejorar y formación adicional. Dado que somos una compañía que sigue creciendo, nuestro objetivo empresarial es garantizar oportunidades de desarrollo profesional a largo plazo para nuestros empleados”.

 

Artículos similares