Compartir

PUEDES COBRAR EL MISMO DÍA DEL SORTEO

Así es. Las administraciones de lotería abonarán los décimos premiados el día 22 de diciembre a partir de las 18:00 h. Ten en cuenta que, dado el volumen de información, este horario puede variar por la complejidad para actualizar los sistemas informáticos y las verificaciones de los números extraídos. Desde ese día, tienes tres meses para reclamar tu premio. Que no se te pasen, porque entonces lo perderás. Los décimos que no se han cobrado acaban en las arcas de Hacienda, que, al fin y al cabo, somos todos. Si tu premio supera los 3.000 euros, deberás acercarte a una entidad financiera concertada o a una delegación territorial de Loterías y Apuestas del Estado, tal y como recuerdan desde CaixaBank

TÓMATELO CON CALMA

Es muy difícil no compartir con los demás la alegría que se puede palpar en tanto dinero, pero quizá debas pararte a pensar si es buena idea contarle a mucha gente tu nueva situación. Celebra como se merece el acontecimiento con tu círculo más cercano, pero mantén la precaución antes de ampliarlo. Muchas veces, los amigos de lo ajeno pueden obtener información de formas ingeniosas o en cualquier despiste. Obviamente, tus redes sociales también deben quedarse al margen. No des pistas.

PLANIFICA LO QUE HARÁS CON EL DINERO

Sí. Sabemos que te vas a dar algún capricho, y te lo mereces. Pero una vez pasada la euforia, lo mejor sería acudir a una entidad financiera para que sus expertos en gestión de patrimonio estudien tu caso y puedan ofrecerte una solución adecuada a tus circunstancias para sacar el mayor partido financiero al premio. Estarás en manos de profesionales, acostumbrados a buscar rentabilidad, para que la casualidad de las bolas de la suerte se convierta en una seguridad tangible para el futuro.

NADIE DA DUROS A CUATRO PERSONAS

Seguro que a través de los medios de comunicación has escuchado alguna vez que algunas personas compran décimos premiados por más valor del que corresponde. Hablando en plata: lo que quieren es blanquear dinero. Es un delito muy grave y no debes escuchar ninguna oferta en ese sentido. Además, te aconsejamos que lo denuncies de forma inmediata a las autoridades. Si hicieses algo así, podrías verte delante de un juez o con un montón de dinero en metálico no declarado a Hacienda, del que no podrías disfrutar. No te metas en líos.

TENGO UNA PARTICIPACIÓN, NO UN DÉCIMO

En ese caso, para cobrar debes seguir las instrucciones de la persona que te vendió la participación. No podrás acudir a ninguna entidad financiera ni a la delegación territorial de Loterías y Apuestas.

Con estos consejos garantizarás que tu premio va a estar a buen recaudo y que no será algo efímero. Recuerda que tienes que pensar en el futuro. La lotería de Navidad tiene algo especial y mucha historia. El primer sorteo tuvo lugar en Cádiz en 1812. Napoleón había invadido España y a Ciriaco González de Carvajal, ministro del Consejo de la Cámara de Indias, se le ocurrió la idea para sufragar los costes de la Guerra de Independencia. El primer Gordo fue para el número 03604 y el premio ascendió a 8.000 reales. En aquellos tiempos, todo un patrimonio.

¡Mucha suerte!