Quantcast

La receta “de la abuela” para un tomate frito casero

-

En cocina puede pasar en ocasiones que, lo más sencillo en apariencia, suele ser de lo más difícil de preparar. Siempre hay un secreto, un truco que hay que manejar para bordar la receta. Y precisamente es eso lo que pasa con el tomate frito. Podemos comprarlo hecho, y no estará del todo malo. Podemos hacerlo de cualquier manera, machacando el tomate como Dios nos dé a entender, pero no será igual de bueno que si lo preparamos siguiendo la receta de toda la vida. 

Una buena salsa de tomate frito parece que pasa desapercibida. Sirve para acompañar un arroz, una pasta o incluso carne. Y todos admirarán ese arroz, esa pasta o esa carne, sí, pero un buen tomate es la base fundamental para apreciar el plato. Toma nota, que aquí te explicamos paso a paso cómo hacer un tomate frito para chuparse los dedos.

1
Los ingredientes que necesitamos

tomate-ingred

Vamos a dar la receta para hacer un litro de tomate frito. Para ello, necesitaremos 1,3 kilos de tomates pera frescos. Es importante que estén maduros, pero no pueden ser demasiado blandos. Otra opción es comprar cuatro latas de tomates pera pelados pero, eso sí, han de estar enteros y no triturados.

Necesitamos también una cebolla mediana tirando a pequeña y una zanahoria pequeña. Luego habrá que echarle cinco cucharadas de aceite, una cucharada pequeña de orégano, una cucharada y media de pimentón dulce, una cucharada pequeña de azúcar y sal al gusto. Y eso es todo.

Atrás
Comentarios de Facebook