Quantcast

Tras el confinamiento, los gimnasios Curves apuestan por el entrenamiento de fuerza para mujeres

Está claro que este año 2020 nos ha cambiado un poco a todos. La situación de pandemia a nivel mundial ha transformado nuestra forma de ver el mundo, de trabajar e, incluso, de practicar deporte. Actualmente, cuando parece que esta etapa está un poco más controlada es cuando debemos ser responsables e ir volviendo a nuestras tareas y rutinas diarias que teníamos antes de que pasáramos por esta crisis sanitaria.

Y una de las vueltas a la rutina que más estábamos esperando es la de ir al gimnasio. Después de muchos meses cerrados, los gimnasios Curves se han convertido en un ejemplo a seguir, ya que han vuelto a abrir sus puertas después del confinamiento, apostando por losentrenamientos de fuerza para fortalecer el sistema inmune de miles de mujeres de cara al invierno.

Ahora más que nunca debemos prestar especial atención a los beneficios del deporte en nuestros cuerpos, que contribuye a mejorar la salud de nuestro corazón, fortalece nuestros huesos, nos ayuda a perder peso y, por supuesto, aporta un extra de resistencia a nuestro sistema inmune.

En la cadena de gimnasios femeninos Curves han hecho todo lo posible para poder terminar el 2020 por todo lo alto, ofreciendo a sus socias rutinas de entrenamiento que sean verdaderamente útiles y que estén enfocadas, sobre todo, en la mejora de su calidad de vida.

A continuación conoceremos algunas de las medidas que se han implementado en estos clubs de fitness para mujeres donde los entrenamientos de fuerza serán los verdaderos protagonistas, al menos, hasta finales de año.

La necesidad de los entrenamientos de fuerza en las rutinas deportivas

A pesar de que muchas personas creen que los entrenamientos de fuerza son solo para culturistas, lo cierto es que no tiene por qué ser así. Los entrenamientos de fuerza, adaptados a las capacidades y a los resultados que quiera conseguir cada mujer, son una forma increíble de prevenir la pérdida de masa muscular asociada al envejecimiento, así como de ayudar a nuestro organismo a tener una mayor resistencia.

Para los gimnasios Curves está muy claro: un entrenamiento de fuerza debe formar parte de la rutina deportiva de cualquier persona, ya que supone una mejora más que considerable del estado físico general, ayudando, en este caso, a mujeres de todas las edades y condiciones físicas a lograr sus objetivos deportivos. Estas rutinas de entrenamiento para ellas son especialmente beneficiosas para las que sufren de sobrepeso, enfermedades reumáticas como la artritis o, incluso, afecciones cardiovasculares.

El sistema inmune y los entrenamientos de fuerza

Además de todo esto, como ya veníamos comentando, un entrenamiento de fuerza también nos va a ayudar a fortalecer nuestro sistema inmune y a mantenerlo a raya para enfrentar la nueva temporada del invierno.

Si incorporamos una rutina de fuerza durante dos días a la semana, estaremos promoviendo el crecimiento hormonal, que ha demostrado mejorar el funcionamiento del sistema inmunitario. Por otra parte, este tipo de entrenamiento es también una manera estupenda de trabajar nuestros músculos, aumentando la temperatura corporal y ayudándonos a prevenir infecciones. Además, con un buen sistema inmune, podemos llegar a recuperarnos más rápidamente de la mayoría de lesiones y enfermedades, ya que nuestro organismo se hace mucho más resistente.

Sin duda, los ejercicios de fuerza se han posicionado este año como uno de los entrenamientos capaces de aportar más beneficios a las mujeres, ayudándonos a alcanzar nuestras metas al mismo tiempo que mejoramos nuestro sistema inmune.

Un entrenamiento enfocado y estratégico

Otra de las grandes ventajas de la cadena de gimnasios femeninos Curves es que su programa de entrenamiento ha sido especialmente diseñado para mujeres, combinando ejercicios de fuerza con actividad cardiovascular y estiramientos.

Gracias al método Curves, con apenas 30 minutos de ejercicio podemos crear masa muscular, optimizar el funcionamiento de nuestro metabolismo, quemar grasa y tonificar todos los músculos de nuestro cuerpo. Una opción de entrenamiento integral que, además de aportar beneficios directos sobre nuestro cuerpo, también nos ayuda de manera interna para fortalecer nuestro sistema inmune.

Los beneficios de confiar en Curves

Dentro del panorama deportivo nacional, confiar en una marca tan asentada como Curves es sinónimo de éxito. De hecho, esta gran comunidad de curveras o mujeres fitness no ha parado de crecer desde que se abrió el primer club en nuestro país, y prevé seguir creciendo.

Con sus entrenamientos de fuerza enfocados estaremos trabajando nuestro cuerpo en un ambiente de total confianza, donde absolutamente todos los ejercicios y dinámicas han sido pensados por y para las mujeres que disponen de poco tiempo para cuidarse. Así los resultados que busca cada una se consiguen de manera más sencilla y óptima a través de un método 100% eficaz.

En definitiva, apuntarse a un gimnasio Curves en este 2020 supone todo un avance dentro de la práctica deportiva para las mujeres, lo que, además, promete grandes resultados tanto a nivel físico y psicológico, como para el sistema inmunitario.

Comentarios de Facebook