jueves, 1 octubre 2020 19:19

“Otra traición”. De jugar con Zidane a largarse al Atlético de Madrid

El Atlético de Madrid le está gustando mucho eso de pescar en el río del máximo rival y parece que una vez más sacara su caña para darle un palo, y del bueno, al Real Madrid. En esta ocasión, el equipo dirigido por Diego Simeone piensa en el futuro de su delantera y ya tendrían al hombre justo para ocupar esa posición en los próximos años, uno que precisamente salió del equipo dirigido por Zidane y no es otro que Raúl de Tomás.

Muchos apuntan a que el delantero español encajaría a la perfección en el sistema del ‘Cholo’; además, de que el propio jugador no quisiera jugar en Segunda División, algo que hará en casi de permanecer en el Espanyol, que vuelve a la categoría de plata 27 años después. Aunque ambas partes deben sentarse a negociar, el técnico argentino lo tiene en la mira y eso es algo a tener en cuenta.

Un estilo que le viene de perlas al Atlético

Entrenar con Simeone puede ayudarlo

Raúl de Tomás se plantea seguir los pasos de los Morata, Llorente o Hermoso y dejar mal parado a Zidane al irse bajo las órdenes de Simeone. A los exmadridistas les ha ido bien con el argentino y es porque a cada uno le ha sabido explotar sus cualidades, algo que el delantero quiere que haga con él.

Con el Cholo, el atacante se convertiría en el remplazo definitivo de un Diego Costa al que cada vez le cuesta más y sustituiría a Saponjic que nunca cuajó en club colchonero. Su buen juego de espaldas al arco, su velocidad y las oportunidades que puede crear para los segundas puntas, lo convierten en una pieza muy apetecible. Con sus capacidades caería de pie en los esquemas del equipo rojiblanco en lo que el contragolpe y aprovechar cada jugada son la clave.

Negociar antes de darle el palo definitivo a Zidane

El delantero quiere seguir en Primera

Llevar a de Tomas al Atlético sería el golpe definitivo para el entrenador francés que nunca pudo ver al atacante en su equipo. Sin embargo, antes de recalar en la disciplina colchonera, tanto estos como el Espanyol deberán sentarse a negociar larga y tendidamente.

Si bien el descenso del conjunto catalán es clave, también lo son otros dos factores: las ganas del jugador y la necesidad de dinero del club periquito. Que el artillero quiera salir abre más las negociaciones, porque a pesar de que el equipo blanquiazul quiera que se quede, lo cierto es que es preferible darle salida antes de tener a un jugador descontento. El otro aspecto, el monetario, también es crucial, porque aunque no puedan recolectar los 60 millones de euros de su cláusula, reunir en torno a 20 o 30 millones sería un buen precio y además se ahorrarían un salario muy difícil de asumir estando en Segunda.

Para el jugador es la oportunidad de seguir en la élite en lugar de jugar en una categoría menor; mientras que para el Atlético sería el remplazante perfecto de un Costa que cada vez más irá a menos. RDT es el gran tapado de los colchoneros en el próximo mercado de fichajes y para desgracia de mucho madridista que verán como otro canterano termina jugando con el máximo rival citadino.