martes, 29 septiembre 2020 20:35

Javier Tebas afirma que el fútbol puede seguir gracias a los derechos televisivos

El presidente de LaLiga, Javier Tebas, agradeció a la Real Federación Española de Fútbol (RFEF) que se puedan jugar los partidos que restan los viernes y los lunes de LaLiga Santander y LaLiga SmartBank de la temporada 2019-20, aunque confía en que se disputen en el futuro “sin tener que pagar nada”.

Gracias a la federación vamos a poder jugar esos cinco lunes que nos quedan. Veremos si la temporada que viene sigue la medida cautelar y se puede jugar los viernes y los lunes. Eso nos ha permitido reinventarnos, establecer nuevas bandas horarias y aumentar la audiencia en Asia, aunque nos penaliza algo en España. Esperemos jugar los lunes y los viernes sin tener que pagar nada por ello”.

A pesar de ello, y de la firma de los ‘Acuerdos de Viana’ con el CSD y la RFEF, Javier Tebas aclaró que existen aún puntos de vista dispares con el organismo que preside Luis Rubiales. “Si fuesen tan comunes lo habríamos resuelto. El hecho de que ahora nos entendamos es de agradecer. Agradezco a la federación esa postura, pero hay cuestiones en las que no nos vamos a entender”, anunció.

En este sentido, Javier Tebas, que estuvo acompañado por el CEO de Dorna Sports, Carmelo Ezpeleta, y el Director General de LaVuelta, Javier Guillén, indicó que para esa resolución de conflictos LaLiga-RFEF han firmado, a mediados de este mayo, un Código de Conducta, y en el que el Consejo Superior de Deportes (CSD) actúa como árbitro en la mediación.

“Eso te va a ayudar a llegar a acuerdos cuando las posturas se enquistan y hay alguien que te ayuda a entender la posición del contrario. No hagamos un escándalo de esto”, explicó.

En un escenario por la crisis sanitaria y económica de la COVID-19 en el que calculó las pérdidas del fútbol profesional en 700 millones de euros, Tebas destacó la importancia de los derechos de televisión. “La televisión es un intermediario entre la competición y los aficionados, que recauda el dinero de los que pagan para que podamos crecer. Nos gusta ver los estadios llenos, pero la ‘grada’ de las casas es muy importante. Nos dicen que estamos vendidos a las televisiones, pero gracias a esos ingresos podemos continuar. Si no, podemos cerrar”, argumentó.

Consideró que el presidente francés, Emmanuel Macron, y la liga francesa se han precipitado al cancelar el tramo final del campeonato. “Nosotros teníamos que estar. Esto es una etapa más para ser el número uno y acercarnos a la Premier League. Hemos estado trabajando en un sistema cambiante que nos ha llevado a tomar decisiones de forma más inmediata. Empezaremos el 11 de junio, esperemos que Madrid y Barcelona pasen a la fase 2 y el escenario con el que trabajamos está en esa línea”, comentó.

A su juicio, lo más destacable es que, sabiendo que existía un problema sanitario, LaLiga decidió trabajar desde la semana siguiente en el protocolo para el retorno de la competición. “Eso no se improvisa de la noche a la mañana. Tenemos 226 partidos pendientes y 200 vuelos chárter para ir a esos partidos. Más de 130 personas de LaLiga están trabajando en esta organización”, desglosó.

“No sólo son los partidos. Estamos preparados. Lo importante es el día que termine la competición, aunque la enhorabuena será cuándo y cómo empecemos la próxima temporada si Dios quiere el 12 de septiembre”, añadió el presidente de la patronal de clubs.

“ES IMPORTANTE NO PROVOCAR UNA PANDEMIA ECONÓMICA”

De igual forma que el Gobierno ha hecho el esfuerzo en otras industrias del país, caso de “la cerámica de Valencia”, el presidente de LaLiga señaló que era clave que el fútbol regresara a la actividad por su importancia en el PIB y los miles de puestos de trabajo directos e indirectos que crea.

“Es importante que la gravedad de la pandemia sanitaria no provoque una económica. Ha habido mucha demagogia, he tenido que oír que no teníamos corazón. Lo importante era reactivar la economía del fútbol y el deporte. Son detalles que me los apuntaré para la novela que escribiré. Si fuera por muchos no hubiésemos empezado. Va a ser una novela tragicómica. Me lo tomo como algo cómico, me lo estoy guardando para recordarlo. Lo que nos ha pasado desde el 14 marzo es para recordarlo paso a paso para ver quién es el que cree en la industria del deporte, para saber dónde están tus aliados”, advirtió.

De cara al futuro, Tebas admitió que la COVID-19 puede provocar que se retrasen “algo” algunos planes, pero que la estrategia de internacionalización “tiene que seguir más si cabe”. “Junto con la Bundesliga hemos liderado esta vuelta al fútbol profesional y eso nos ha hecho líderes en protocolos sanitarios, en jugar a puerta cerrada y en devolver a la gente los espectáculos deportivos”, comparó.

Para él, LaLiga debe seguir creciendo en derechos individuales. “Creo que dentro de dos o tres temporadas vamos a volver a la normalidad de entretenimiento. No va a haber un antes y después; volveremos a la normalidad en 2021. No creo que la pandemia penalice más tiempo”, pronosticó.

Asimismo, anunció que habrá cambios en las retransmisiones por televisión de este tramo final del campeonato. “Estamos intentando que, a nivel audiovisual, el espectador pueda elegir entre dos imágenes, la real y otra de un estadio con sonido y público virtual. Ha tenido mucho éxito en Alemania. Estamos trabajando en ello, todavía en fase de pruebas, pero las que he visto en laboratorio están bien”, desveló.