Quantcast

Cómo cambiar un interruptor

Hay veces en las que necesitamos cambiar algún interruptor en la casa o en nuestro sitio de trabajo, porque se ha trabado, se ha roto, o queremos darle un toque nuevo a la habitación cambiando el formato de la tecla.

Esta es una diligencia muy fácil de hacer y que puede resultar exitosa si tomamos las precauciones necesarias.

Sea porque estamos remodelando y queremos cambiar los mecanismos del interruptor, o porque ya se está haciendo viejo el que ya está, saber cómo cambiar un interruptor nos ayudará mucho en esa situación. Quédate para averiguarlo.

¿Qué es un interruptor?

interruptor

Primero debemos tener claro si lo que queremos cambiar es un interruptor u otra cosa, pues dependiendo de lo que sea nuestro objeto, el proceso de cambio es distinto.

Un interruptor es un dispositivo eléctrico que nos permite prender o apagar una luz a través de un botón, un control o un mando, en este caso la tecla.  Lo que hace realmente es dejar que fluya o no una corriente eléctrica en un circuito, el cual va desde el control hasta el objeto que queremos encender o apagar.

El interruptor en su conformación mecánica consiste en: dos contactos metálicos que se separan y otra parte que podemos mover a modo de péndulo o como una mecedora.

¿Has intentado mantener la tecla del interruptor entre el on y el off al mismo tiempo? Si lo has hecho, habrás notado precisamente esta dinámica. Cuando presionamos la tecla se abre o se cierra el circuito, es decir, dejamos que la corriente llegue o no al objeto que queremos que se encienda o se apague.

La particularidad del interruptor es que solo sirve para encender/apagar una sola fuente de luz desde un solo punto, a diferencia de un conmutador o un cruzamiento en el cual se puede controlar una fuente de luz desde varios puntos lejos entre sí. Si lo que vas a cambiar es un interruptor, entonces no tendrás que preocuparte por estar manipulando el cableado de distintos circuitos, pues solo estaríamos lidiando con uno en específico.

Antes de cambiarlo

interruptor

Es de suma importancia que tomemos las precauciones debidas antes de realizar una tarea como esta, pues una maniobra que requiera estar en contacto directo con algo que despida corriente eléctrica es muy peligrosa si no nos cuidamos.

Así que antes de hacer cualquier cosa, corta la corriente correspondiente a tu interruptor en el cuadro de luces. Prueba si está funcionando luego de que apagues eso. Si no se enciende nada, podemos comenzar.

Quita el marco

  1. El marco decorativo que está alrededor del interruptor por lo general lo puedes quitar destornillándolo. Hay veces que está colocado a presión, por lo que tendremos que pasar la punta del destornillador entre el marco y la pared para destrabarlo. Con mucho cuidado de no dañarlo.
  2. Hecho esto, podemos ver ahora el mecanismo interior del interruptor, el cual cuenta con dos tornillos a cada lado. Estos se encuentran aferrados a la caja universal, que podemos ver a través del hueco que ha quedado al descubierto en la pared.
  3. Afloja los tornillos para poder sacar el mecanismo del lugar donde se encuentra originalmente.
  4. Verás unos cables, estos hay que desconectarlos para cambiar el interruptor.
  5. Cada cable está fijado por una palanca, aprieta la palanca y hala con mucho cuidado el cable hacia ti para sacarlo.
  6. En la parte del interruptor hay otros dos cables que tienes que desconectar también:
    • Un cable gris que va hacia la fuente de luz
    • Un cable marrón o negro denominado “fase”.

Cambia el interruptor

Ya hecho todo lo anterior, hay que conectar los cables al nuevo interruptor. Estos hay que pelarlos para dejar al descubierto el cobre.

Sin embargo, hay una manera de evitar pelar los cables, que es con un embornamiento por corte. Ese es un mecanismo que hay que comprar aparte, por lo que si quieres evitar eso, sigue de la manera original:

  1. Conecta el cable negro o marrón, el cable fase, a la ranura marcada con una letra “L”. Esto significa “línea”.
  2. Conecta el otro cable en la ranura sobrante que está marcada con la “N” de “Neutro”.

Te recomendamos que antes de hacer esto, te fijes si los hilos de cobre del cable no se hallan demasiado separados. Deben estar todos juntos para formar un cilindro compacto.

Coloca el nuevo interruptor

Hand turning wall light switch off. color image in horizontal orientation

Ya que tienes todo conectado, solo quedan por hacer un par de cosas:

  1. Encaja el mecanismo en el hueco que se ha dejado.
  2. Cerciórate de que los cables sigan conectados: dobla los cables sobre sí mismos sostenlos con una mano de atrás del interruptor hasta que termines de empotrarlo.
  3. Si todo ha quedo bien, lo que queda es atornillar el interruptor.
  4. Fíjate si los tornillos están muy cerca de los módulos, pues si lo están debes andarte con mucho cuidado y cerciorarte de que queden separados. Pues si los dejas así la corriente eléctrica puede coger el metal del tornillo cuando ya hayamos acabado todo, y puedes electrocutarte.
  5. Terminado esto, puedes volver a encender el paso de la corriente en la caja de luces.
  6. Comprueba tu nuevo interruptor oprimiendo la tecla para confirmar si la maniobra ha funcionado o no.
  7. Ahora puedes volver a poner el marco decorativo.

Ya has puesto tu nuevo interruptor

¡Enhorabuena! Ya pudimos cambiar un interruptor. Lo mejor de saber esto es que tú mismo puedes encargarte de los pequeños arreglos de tu casa y conocerla mejor.

Esperamos que te haya sido útil el artículo. Para esta clase de oficios hay que estar muy bien informados para que no vayamos a liarla.

Comentarios de Facebook