Quantcast

Cómo hacer una mayonesa con leche y que no se corte

Sí, has visto bien el título. Es posible hacer mayonesa sin huevo, solo con leche y aceite. ¿Verdad que es impresionante? Es una alternativa muy buena para aquellos a los que no les emociona la idea de hacer una preparación que mantenga el huevo crudo, o que simplemente no puedan comer huevo. 

Además, como el sustituto es la leche, puede ser también cualquier tipo de leche, sea de soja o de almendras. Así que esta alternativa también la podemos adaptar para hacer mayonesa vegana. 

Sin embargo, cuando nos aventuramos a hacer esta clase de preparación, nos puede suceder muy a menudo que se nos corta la mezcla y queda grumosa. 

Ya no más. 

Aquí te enseñaremos cómo hacer una mayonesa con leche y que no se corte en el intento.

Cómo funciona la mayonesa de leche

Cómo hacer una mayonesa con leche y que no se corte

Tú muy bien sabes que la mayonesa no es más que la emulsión del huevo con el aceite. Ahora, ¿esto ocurre de igual manera con la leche?

Pues sí.

La leche también posee agentes emulsificantes que permitirán que cuaje con el aceite. Lo importante es tener la proporción correcta de aceite y leche, pues cuando nos falta leche, es cuando se nos corta la mayonesa si la hacemos de esta manera. Esta proporción no es más que una relación ½: por una parte de leche, dos de aceite.

Es mejor pensarlo así que en medidas muy exactas, pues así puedes llevar tu receta a la cantidad que gustes, siempre y cuando cumplas el principio de una parte de leche por dos de aceite.

Mayonesa y mahonesa

Cómo hacer una mayonesa con leche y que no se corte

Cada nombre que se le ha dado a la mayonesa tiene un trasfondo histórico y geopolítico bastante particular. 

El primer nombre que ha tenido esta espectacular salsa se lo da la ciudad de Mahón en Mallorca. El mariscal francés Richeau, quien lideró la invasión francesa al puerto de Mahón, probó esta salsa que ahora conocemos como alioli. Le quitaron el ajo característico de esta salsa y al resultado lo llamaron ‘mahonesa’ para hacer referencia al puerto de Mahón en donde probaron la salsa. 

En Francia esta salsa española no era muy popular porque les parecía excesiva la cantidad de aceite que usaba, por lo que empezó a ver luz mucho después, en el siglo XIX, en donde se le llamaba “moyenaisse“, pues ‘moyen’ significa yema, por el huevo que se usa para prepararla. De ahí viene “mayonesa“. 

Años más tarde, empezaron a llegar recetarios franceses con la salsa “mayonesa”, lo que causó bastante confusión en España, pues en el lugar natal de esta salsa seguía siendo conocida como “mahonesa”. 

Interesante, ¿no? 

Ingredientes de la mayonesa/lactonesa

Cómo hacer una mayonesa con leche y que no se corte

Hay quien le llama a esta variación de la mayonesa hecha con leche “lactonesa“. Pues eso es lo que haremos. Necesitaremos los siguientes ingredientes: 

  1. Un vaso de leche
  2. Dos vasos de aceite (puede ser de oliva, de girasol, una mezcla de ambas, como quieras)
  3. Limón o vinagre
  4. Sal
  5. Optativo: Ajo, hierbas, pimentones, etc. Cualquier ingrediente con la que quieras personalizar tu mayonesa de leche. 

Lo importante para que no se te corte la mayonesa de leche son las cantidades: siempre es una parte de leche por dos partes de aceite. Si estás usando vasos para medir las cantidades, trata de que sean todos iguales, así te quedará el vaso de la única parte de leche y los dos vasos de aceite en su justa medida. 

PREPARACIÓN

Cómo hacer una lactonesa y que no se corte
  1. Primero, vierte la leche en el recipiente donde harás tu preparación: Es muy importante que primero pongas la leche antes del aceite, pues como las densidades son diferentes, la leche quedaría flotando sobre el aceite. Si esto pasa, cuando vayas a batir toda la leche te salpicaría encima.
  2. Vierte las dos partes de aceite: recuerda que puede ser la mezcla de tus aceites favoritos.
  3. Añade sal
  4. Añade el vinagre o el jugo de limón: este es el toque de acidez que complementará toda la emulsión.
  5. Agrega los ingredientes optativos si decidiste ponerlos.

COMIENZA A BATIR

Cómo hacer una mayonesa con leche y que no se corte
  1. Toma una batidora de mano, es mejor con una batidora de este tipo pues así tienes todo el control sobre la mezcla.
  • Mete la batidora hasta el fondo del recipiente y configúrala en la máxima potencia.
  • Mantén la batidora hasta al fondo sin moverla, deberías notar que la leche empieza a penetrar por el aceite y se van mezclando.
  • Cuando notes que tanto el aceite y la leche están completamente juntos, empieza a subir y bajar la batidora para afianzar la emulsión. Debería comenzar a cuajar la mezcla mientras haces esto. 
  • Si se corta mientras la bates, no te preocupes. Como te decíamos antes, es probable que sea porque le falta leche a la preparación. Ve agregando de a poco con una cuchara porciones de leche hasta que emulsione de nuevo la mayonesa. No agregues demás porque te podría quedar más líquido, por eso es recomendable que lo hagas por cucharadas mientras observas el proceso de cuajado. 
  • Es mejor optar por agregar leche en vez de más aceite en caso de que se nos corte la mayonesa, pues por lo general es la falta de leche la que causa esta reacción.
  • Cuando notes que la densidad y la textura de tu mayonesa es buena, detén la batidora. Revuelve la mayonesa y sírvela. 

Ahora puedes disfrutar de tu mayonesa sin huevo

Cómo hacer una lactonesa y que no se corte

Listo, ya hemos terminado nuestra lactonesa o mayonesa de leche, y además hemos logrado la proeza de que no se nos corte. 

Lo mejor de poder hacer nuestra propia mayonesa es que la podemos adaptar a nuestros gustos y a nuestras necesidades alimenticias. Además, que sale mucho más barata, por lo que es una inversión bastante valiosa. 

Esta mayonesa si la guardas muy bien en la nevera te puede durar unos 5-7 días, por lo que es mejor que optes por prepararla poco tiempo antes de la ocasión en la que la vas usar. 

Comentarios de Facebook