Quantcast

Álava mantiene las visitas en residencias, pero restringe los paseos en municipios con ‘alerta roja’

La Diputación Foral de Álava mantendrá las visitas y los “paseos terapéuticos” de las personas usuarias de los centros residenciales para personas mayores y personas con discapacidad, aunque suspenderá “de forma provisional” las salidas de las personas residentes al exterior de los centros cuando estén ubicados en municipios en ‘alerta roja’.

En un comunicado, la Institución foral ha informado de que esta modificación de las medidas que regulan las salidas y las visitas a las personas residentes se deriva de la situación de expansión del coronavirus “en los últimos días”.

Las visitas se mantendrán en todas las residencias, y solo se restringirán los paseos, siempre que la localidad en la que se encuentre la residencia supere la tasa de incidencia acumulada en 14 días superior a 500 casos por cada 100.000 habitantes, en consonancia con el Semáforo covid-19 del Departamento de Salud del Gobierno Vasco, que aplica a municipios de más de 5.000 habitantes.

En este momento, solo la localidad de Salvatierra supera esta cifra de contagios, por lo que la residencia foral para mayores dependientes Sallurtegi, ubicada en este municipio, suspenderá de manera provisional las salidas de sus residentes.

La orden foral del diputado foral de Políticas Sociales, Emilio Sola, que ya ha entrado en vigor, establece en concreto que se suprimirán las salidas de las personas mayores con dependencia y de las personas con discapacidad que se encuentren en residencias de titularidad foral.También a todas aquellas personas usuarias que se encuentren en plazas concertadas con diferentes centros de titularidad privada, siempre que dichos centros residenciales estén ubicados en municipios a quienes se haya atribuido el color rojo –riesgo extremo– del Semáforo covid-19, conforme a los datos establecidos por el Gobierno Vasco.

El departamento foral de Políticas Sociales entiende que “es necesario conjugar, por un lado, la máxima protección de las personas residentes y, por otro, el contacto con la familia o las personas más próximas”. Por este motivo, se mantiene en todos los centros el actual régimen de visitas de familiares y personas allegadas.

La medida se mantendrá en vigor hasta que no cambien las circunstancias de la crisis sanitaria provocada por la pandemia de la covid-19.

Comentarios de Facebook