Compartir

María Jesús Ruiz se ha visto beneficiada de los insultos que le ha propinado Kiko Rivera en los últimos días, en la casa de Guadalix de la Sierra. En ‘GH Dúo: límite 24 horas’, el presentador Jordi González emitió un vídeo con las imágenes en las que recopilaban sus peleas, en las que el DJ llamaba a la exmiss ‘microondas’ y ‘calientapollas’ y en las que se veía a su mujer, Irene Rosales reprenderle diciéndole que “eso mismo lo puedes decir de otra manera”.

“Ni siquiera me voy a defender. Simplemente voy a dejar que la gente vea estas imágenes y decida. Que juzguen y tomen la decisión que tengan que tomar. Estoy harta. No quiero que se hable más mal de mí”. Con estas palabras recibía María Jesús el visionado de todo lo sucedido.

Por su parte, el hijo de Isabel Pantoja que reconocía que se había equivocado al utilizar las desafortunadas palabras, volvía a atacar a su rival: “Se merece un Oscar, en todos los conceptos. Se sabe manejar muy bien en la televisión. Sabe hacerse sentir como que todos los que estamos aquí la estamos machacando y lo hace muy bien”.

 

Tras los ataques recibidos por el DJ y su mujer, la exmiss resultó favorecida y fue la menos votada de la velada, dejando a Sofía Suescun y Alejandro Albalá como los dos nominados a abandonar la casa este jueves. Pero además, en el confesionario, Jordi le informó que era ‘finalista’ y que no se lo podía decir a sus compañeros.

También este miércoles, la audiencia asistía a un nuevo enfrentamiento entre Sofía  y Alejandro mientras repasaban la historia de su relación. Entre los reproches más destacados, el paso de Sofía por ‘Supervivientes’ y su infidelidad, y el recuerdo de cuando se fueron a vivir juntos, que lo hicieron con la madre de ella.

Al final del repaso, Sofía subrayaba que su paso por ‘GH’ lo recordaría como ‘catastrófico’ para su relación.