Compartir

El cantante colombiano Juanes visitó ‘El Hormiguero’ para presentar su single ‘La Plata’. Pablo Motos, que durante la entrevista le preguntó sobre sus últimos éxitos y proyectos profesionales, no pudo evitar preguntarle sobre el motivo por el cuál parece no envejecer.

Era justo tras sentarse a la mesa cuando Motos le lanzaba la pregunta que más le inquietaba a nivel personal: “¿Por qué no envejeces? ¿por la noche te envasas al vacío? Te llevo viendo 13 años exactamente igual”, a lo que el artista respondía contando cómo es su día a día.

“Me cuido con el deporte, la alimentación (…) pero también lo paso bueno, me gusta la fiesta”. Una frase que el presentador completaba, “te gusta el “yin y el yang” o la ginebra y la tónica”, en medio de las risas del público.

Preguntado sobre cómo le sienta a un colombiano nacido en Medellín que su ciudad se haga mundialmente famosa por ser el escenario de ‘Narcos’, Juanes aseguraba que no les gusta nada y que le duele.

“Nos molesta bastante, nos jode (…) nosotros hemos vivido desde el dolor de una manera muy profunda, la época más oscura de Medellín”,  y añadía que cuando se recuerda no es agradable, es fuerte, aunque reconoce que es normal y “no pasa nada”.

Juanes recordaba que Medellín sigue siendo una ciudad muy compleja, en un país complejo, con grandes desigualdades, pero que ahora no es lo que fue. El problema, apuntaba, es que hay jóvenes que ven la serie y contemplan ese mundo del narcotráfico como una posibilidad de vida, “ven a esos personajes y lo idealizan”.

En otro orden de cosas Juanes reconocía que sigue teniendo miedo a volar pese a hacerlo constantemente. Sin ir más lejos, este verano, la gira le llevará por Europa, y en julio estará en España. El cantante reconoció que ahora va más tranquilo, y solo reza, aunque antes necesitaba tomar un whisky o una pastilla para volar, sobre todo en los internacionales…

En un ambiente distendido y divertido, Motos le invitaba a contar cómo es Juanes de fiesta, y el artista desvelaba que le gusta el whisky, porque “lo puede controlar y se vuelve hablador”.

La conversación desembocó en la confesión de algunas borracheras muy significativas tanto del presentador como del artista. Motos contó cómo tras una noche de anís se rompió una pierna y Juanes una “borrachera con tequila y cuatro días de resaca”.